Skip to main content

Carlos Bohle

Uno de los puntos de discordancia, se encuentra en el reglamento de densidades de cultivo por agrupación. AquaChile argumenta que los planteamientos del nuevo reglamento se prestan para malas interpretaciones, ya que éste, debería proponer que la densidad de cultivo se establezca por “barrio” y se distribuya de forma equitativa entre las jaulas. Sin embargo, la interpretación de la empresa es “que la ley obliga a establecer una densidad para cada agrupación, pero ella puede variar de centro en centro”.

En respuesta a lo anterior, el gobierno expuso que “la autoridad no comparte esta interpretación, porque entonces no tendría sentido una densidad por agrupación y bastaría la norma general del Sernapesca que establece densidad por centro”.

En una publicación de Estrategia online, se informa que Acotruch solicitó revisar el límite de densidad más bajo establecido para el salmón coho y la trucha. La empresa plantea subir el volumen propuesto de 8 kg/m3 a 10 kg/m3, revisando la tabla de clasificación de bioseguridad, ya que una densidad 8 kg/m3 resulta económicamente inviable.

El gobierno recalcó ante esto que “se trata de una medida persuasiva como consecuencia de un mal comportamiento sanitario. La idea es que se evite llegar a esa situación”, dejando en claro que no cambiaría su postura.

Asimismo, SalmonChile sugirió al gobierno que el score de riesgo opere el 25% de las concesiones por agrupación, y no el 10% propuesto, lo que fue rechazado por la autoridad a causa del bajo número de operaciones activas en el país.