Saltar al contenido principal

Nova Austral admite que sus niveles actuales de costos no son sostenibles

Centro de cultivo de Nova Austral. Foto: Archivo Salmonexpert.
Centro de cultivo de Nova Austral. Foto: Archivo Salmonexpert.

Chile: La salmonicultora, que hoy registra mortalidad promedio de 20% con un FCR de 1,36, tiene entre sus planes volver a flujos de caja positivos durante el año 2022. 

El directorio de Nova Austral admitió en el reporte de resultados de la salmonicultora, que a la fecha se encuentra trabajando en estrecha colaboración con la administración para administrar el flujo de caja para 2021 y 2022. “Con el aumento de smolts en 2021, la compañía estará en una mejor posición para volver a un flujo de caja positivo en los próximos años”. 

Sin embargo, actualmente, los costos de la empresa debido a bajos volúmenes “no son sostenibles” según Nova Austral, tanto en mar y procesamiento. “Con aumentos en volúmenes en los próximos años, esperamos que el nivel de costos se acerque más al objetivo. Con el respaldo de un mejor entorno en el mercado después de Covid-19, creemos que esto permitirá a la compañía generar márgenes EBIT positivos en 2022”.

Durante el segundo trimestre de este año, el costo exjaula de la salmonicultora registró US$6,2 por kilo WFE, muy lejos del objetivo, que es de US$3,4 por kilo WFE. Al mismo tiempo, la mortalidad de la firma en agua de mar alcanzó 20% -el plan es disminuirla a la mitad- y el Factor de Conversión se ubicó en 1,36, pese a que la meta de la empresa que opera en la región de Magallanes es de 1,15. 

En tanto, el alto costo exjaula se debe al desempeño en centros muy pequeños cosechados en el primer trimestre de 2021, que representaron 4.350 toneladas de salmónidos, mientras que la tasa de mortalidad llegó, incluso, a 31% en uno de sus sitios de cultivo, todos ellos provistos de smolts de pisciculturas externas, lo que incrementó fuertemente su FCE. 

Aunque en 2021, Nova Austral terminará con una producción de 9.500 toneladas, una baja de 37% en comparación a las 15 mil toneladas de 2020, está elevando casi tres veces sus siembras hasta el rango de 7 y 8,5 millones de smolts para este año.

Considerando su programa de desarrollo, la compañía informó que, en el marco de su joint venture con Salmones Austral, completó la repoblación de los centros de cultivo Navarro 2 con 1,4 millones de smolts e Isla Juan con 0,9 millones de smolts, desde su piscicultura, sin que hasta el momento se den a conocer más casos de virus ISA como el que afectó a esta alianza estratégica. 

Luego, el centro Navarro 3 se reabastecerá nuevamente en el primer trimestre de 2023, mientras que en su acuerdo de arriendo de sitios de cultivo al grupo Australis Seafoods, Skyring 2 se sembró con 0,75 millones de smolts procedentes de un tercero, y Skyring 3 ha estado siendo sembrado con 0,75 millones de smolts de la piscicultura de Nova Austral. 

Al segundo trimestre de 2021, los ingresos de Nova Austral cayeron 18% US$28,7 millones, frente a igual período de 2020, a la vez que el EBIT pasó a un terreno negativo de US$11,6 millones y sus pérdidas prácticamente se mantuvieron en US$7 millones. 

Sin embargo, los precios del salmón sufrieron un duro golpe durante 2020, “pero los últimos meses podemos ver indicios claros de mejores condiciones marcadas y mejores precios. Nova Austral ha podido mantener un nivel de prima decente en comparación con los precios de referencia del salmón. El bajo crecimiento de la oferta mundial, en combinación con mejores precios futuros en Noruega, dan indicios de mejores precios en 2022 para el salmón premium”.

“Tanto Altor como Bain Capital siguen siendo accionistas comprometidos con el objetivo de apoyar a la compañía a través de esta situación y continuar construyendo valor a largo plazo reforzando la posición de Nova Austral en el mercado”, aseguraron desde la salmonicultora magallánica.

Lea también: