Skip to main content

Omega-3 de microalgas para una industria del salmón sustentable

Dr. Robert Simpfendörfer, del Departamento de Acuicultura ULagos. Foto: ULagos.
Dr. Robert Simpfendörfer, del Departamento de Acuicultura ULagos. Foto: ULagos.

Chile: Los resultados de una investigación demostraron una buena tolerancia de distintas especies de salmonídeos a la dieta compuesta por microalgas.

Hace un tiempo, se realizó el seminario “Desarrollo de nuevos alimentos basados en el uso de microalgas ricas en DHA y EPA, para la producción sustentable de trucha arcoíris enriquecida con omega3 destinada a mercados de calidad Premium” (Fondef ID16l10344). Allí se difundieron los resultados de esta investigación en la que participaron los Doctores Robert Simpfendörfer y Edison Serrano del Departamento de Acuicultura ULagos, el Programa Salmón Sustentable de Corfo y la empresa de nutrición animal, Alltech.

La investigación consistió en someter a distintos grupos de salmones a tres tipos de dieta, compuestas, en distintas proporciones, por las algas Schizochytrium y Nannochloropsis para medir la incorporación de ácidos grasos a los músculos de los peces, la tolerancia de los especímenes frente a esta nueva alimentación y el efecto sobre sus atributos comerciales, como el sabor por ejemplo.

Estas algas, según comunicado de prensa, “son extremadamente ricas en DHA y EPA, llegando a triplicar los porcentajes del aceite de pescado, sin embargo presentan algunos desafíos técnicos para ser integradas en la dieta de crecimiento de salmónidos, por esto se buscó determinar las proporciones óptimas de harina de Schizochytrium y Nannochloropsis en las distintas etapas de crecimiento de los peces”.

Los resultados demostraron una buena tolerancia de distintas especies de salmonídeos a la dieta compuesta, especialmente a aquella con mayor cantidad de Nannochloropsis. Se observó un positivo crecimiento y salud en los peces estudiados y lo más importante, una adecuada tasa de incorporación de ácidos grasos al tejido muscular.

“Por el momento es una investigación de laboratorio, pero con posibilidad de ser escalada, a niveles superiores en el sistema productivo”, explicó el director del proyecto, Dr. Simpfendörfer. En este proyecto colaboró tsmbién el doctor Simon Davis, uno de los expecialistas en Nutrición Animal y Acuicultura de la Universidad de Harper Adams, Inglaterra, más reputados en el mundo.

“Estoy al tanto de los problemas relacionados con enfermedades infecciosas en el mundo y lo que pasó en años atrás en Chile, por lo que estoy muy contento de ver cambios positivos en medidas profilácticas, mejor alimentación, mejor mantención, todo dirigido a una industria más sustentable”, afirmó el doctor Davis.

Lea también: