Skip to main content

Empresa noruega “con alma latina” impulsa plataforma veterinaria para cultivo offshore

Rhyder Ramos. Foto: Katarina Berthelsen.
Rhyder Ramos. Foto: Katarina Berthelsen.

Noruega: Rhyder Ramos, un veterinario de Colombia que llegó a Noruega en el 2012, es hoy el CEO de RhyAkva AS, la primera empresa veterinaria especializada en conocimiento acuícola aplicado a la acuicultura en mar abierto.

Una idea que se ha venido desarrollando durante 15 años finalmente cobra vida. En enero de este año, la empresa cuyo creador y fundador es el veterinario colombiano Rhyder Ramos, comienza a operar desde Noruega y ya planea proyectos alrededor del mundo.

La compañía ofrece servicios veterinarios para el desarrollo de tecnologías y operaciones en condiciones de aguas abiertas. Es la primera empresa veterinaria especializada en acuicultura offshore y bienestar animal aplicado enfocada a operaciones industriales y de comercialización, tanto de tecnología como de investigación aplicada.  

Rhyder Ramos comenta que RhyAkva funciona como punto de unión entre los investigadores que trabajan en comportamiento, bienestar y sanidad animal; y los acuicultores, quienes cuentan con gran experiencia práctica y operacional. “Esto va a aumentar la cooperación para el desarrollo de nuevas tecnologías, nuevo conocimiento veterinario y nuevas prácticas acuícolas” destaca.

Adaptación desde el rubro petrolero

Cuando Ramos llegó a Noruega buscando nuevos horizontes en el área veterinaria, descubrió que muchos sectores en el país nórdico dependen de la industria petrolera. Pero en la acuicultura, encontró nuevas oportunidades, ya que es la segunda industria más grande del país, por lo que recibe gran importancia política y cuenta con un gran potencial para crear valor y recibir el “know-how” de otros rubros.

Su empresa posee el soporte de la Universidad de Ciencias Ambientales y Animales de Noruega (NMBU), donde comprender y salvaguardar el bienestar de los peces, es un asunto primordial. “La universidad proporciona asistencia y orientación a través de su centro de innovación. Esta alianza abrirá una nueva plataforma para que estudiantes y emprendedores puedan participar en el desarrollo mundial de la maricultura en aguas abiertas. Espero que muchas más universidades e instituciones de investigación se nos unan, incluyendo instituciones hispanoamericanas”, dice Ramos.

La práctica veterinaria offshore por el momento no se aprende en ninguna universidad del mundo, por tal motivo deseo contribuir por medio de RhyAkva, al desarrollo de esta nueva área de conocimiento que propone una prometedora serie de oportunidades con nuevas especies, áreas de producción y tecnologías a la industria

Rhyder Ramos

Después de adquirir su doble titulación veterinaria, latinoamericana (en Colombia) y europea (en Noruega), el CEO de RhyAkva espera aportar con conocimientos proveniente de otras realidades, así, cataloga a su compañía como una “empresa noruega con alma latina”.

Práctica Veterinaria Internacional

Actualmente se encuentran en Oslo, pero después del próximo verano pretende instalarse en Trondheim, ciudad que a juicio del veterinario es la cuna del cultivo y tecnología acuícola offshore

Aunque RhyAkva es una empresa joven, ya ha sido contactada por potenciales clientes en Europa, Asia y Sudamérica. Por lo mismo Rhyder hace un llamado a la industria hispanoamericana a buscar asesoría en RhyAkva.

“Tenemos la ventaja de poder empezar a desarrollar un proyecto completo desde cero o contribuir al mejoramiento de proyectos que ya se están ejecutando por nuestros socios estratégicos y/o clientes. Si bien la tecnología noruega no siempre puede ser usada o funcionar en América o el trópico, RhyAkva puede dar soporte a las empresas de la región que estén desarrollando tecnología o deseen cultivar offshore, además de complementar con las bases biológicas necesarias o investigación aplicada si se requiere” señala Rhyder Ramos.

Por último, recalca que “no queremos competir con los servicios que ya existen, en cambio queremos complementar áreas que se han olvidado o no se han trabajado, para así desarrollar soluciones rentables que pueden ser aplicadas y adaptadas a cualquier parte del mundo, especie, cultura y/o ecosistema”.