Saltar al contenido principal

WWF Chile pide fortalecer reportes de impactos salmonicultores sobre mamíferos marinos

Desde Australis notificaron el hecho vía correo electrónico ante Sernapesca. Imagen: Archivo Salmonexpert.
Desde Australis notificaron el hecho vía correo electrónico ante Sernapesca. Imagen: Archivo Salmonexpert.

Chile: El llamado respecto de la interacción entre salmonicultura y cetáceos, se realizó luego del hallazgo de un cadáver de ballena sei enmallada en un centro de cultivo de Aysén.

Durante esta semana, la Dirección Regional de Sernapesca Aysén presentó una denuncia ante el Ministerio Público por el hallazgo de un cadáver de ballena sei al interior de un centro de cultivo de la empresa Australis Mar

La ballena sei fallecida, de aproximadamente 15 metros de longitud, fue encontrada enmallada, con cuerdas y una cadena, al costado de una de las balsas-jaula del centro Matilde 3, emplazado en el sector de isla Matilde, a seis horas de Puerto Aysén.

Una vez que se recaben todos los antecedentes, serán puestos a disposición de los organismos e instituciones que lo requieran, así como de instancias internacionales de conservación como la Comisión Ballenera Internacional y otros foros de los cuales Chile forma parte.

“Para WWF Chile, el hallazgo de un ejemplar muerto de ballena sei enmallada en un centro de cultivo de salmones en la región de Aysén, es una situación gravísima que debe ser investigada para establecer las responsabilidades que pudieran existir y las sanciones, según corresponda”, detallaron desde la ONG de protección medioambiental mediante un comunicado de prensa.

Para la organización, de confirmarse la muerte por enmalle, “este constituiría el primer caso registrado de interacción negativa con resultado letal entre la actividad salmonicultora y cetáceos en Chile, si bien ya existen antecedentes de otras situaciones similares, como la ocurrida el año pasado en la misma región con una ballena jorobada, donde el propio personal del centro de cultivo logró liberar al animal”.

Interacción segura

“Esto sólo fue registrado en redes sociales y no hubo ningún registro o comunicado formal. Por tanto, se deben tomar medidas para garantizar una convivencia segura y responsable, debido a la gran sobreposición de espacio que existe entre mamíferos marinos y salmonicultura”, dice Yacqueline Montecinos, encargada de Biodiversidad Marina de WWF Chile.

Según explica la profesional, tanto pequeños como grandes cetáceos transitan por zonas con instalaciones salmonicultoras, lo que implica que el espacio disponible para libre navegación y movimientos de estas especies, se ve reducido con la presencia de esta infraestructura.

Imagen referencial de Balaenoptera borealis (ballena sei). Fuente: Centro de Conservación Cetácea.
Imagen referencial de Balaenoptera borealis (ballena sei). Fuente: Centro de Conservación Cetácea.

“Sabemos que la tasa de mortalidad más alta observada en cetáceos a nivel mundial es por captura incidental y enmallamiento en redes, por lo que no es novedad que estas instalaciones puedan generar un impacto negativo sobre estas especies. Lamentablemente no contábamos con registros formales de estos eventos, hasta ahora”, agrega Yacqueline Montecinos.

“Es importante que la industria y las empresas compartan y publiquen los resultados de los monitoreos de impacto que sus instalaciones generan sobre los mamíferos marinos. Se trata de una información que ellos tienen la obligación de levantar en el marco de las exigencias de importaciones de productos del mar de Estados Unidos, como parte de los requerimientos estipulados en el Marine Mammal Protection Act. Chile debe entregar el primer reporte el año 2022”, comenta María Jesús Gálvez, encargada de Acuicultura de WWF Chile.

Lea también: