Carlos Odebret, presidente de la Asociación de Salmonicultores de Magallanes y Arturo Clément, presidente de SalmonChile. Foto: Salmonexpert.
Carlos Odebret, presidente de la Asociación de Salmonicultores de Magallanes y Arturo Clément, presidente de SalmonChile. Foto: Salmonexpert.

Los puntos gremiales para construir una mejor salmonicultura con nuevo Gobierno

Chile: Avanzar hacia un sector sustentable y amigable con las comunidades, son claros desafíos que la salmonicultura tiene identificados y que planteará al nuevo Gobierno, que estará liderado por Gabriel Boric. 

Publicado Actualizado

Los gremios salmonicultores no podían restarse de las reacciones sobre las pasadas elecciones presidenciales en nuestro país, cuyo resultado se conocieron a pocas horas de cerradas las mesas de votación. Fue así como, con el 55% de las preferencias totales, Gabriel Boric resultó electo y asumirá en marzo de 2022.

En este sentido, el presidente de SalmonChile, Arturo Clément, manifestó a Salmonexpert, sus felicitaciones al Presidente electo y recalcó que “como salmonicultores, estamos trabajando en sentar las bases de la salmonicultura del futuro y creemos que es fundamental el trabajo colaborativo con el futuro Gobierno para avanzar en nuestros objetivos en torno a la sustentabilidad, el cambio climático y el ordenamiento territorial, entre otros asuntos”.

“Además, como uno de los sectores productivos más relevantes del sur austral, queremos ser parte del trabajo que se lleve adelante en materia de descentralización y que permita reforzar las acciones que ya hemos llevado adelante en temas de vinculación con las comunidades", apuntó Clément.

Por su parte, Carlos Odebret, presidente de la Asociación de Salmonicultores de Magallanes destacó el proceso democrático, dando cuenta de una trayectoria consolidad en este sentido.

“Con todos los Gobiernos que se han sucedido en los últimos años, la salmonicultura ha contribuido para construir una mejor industria y esta no será la excepción. Estamos convencidos que podremos trabajar en conjunto con el nuevo Gobierno en función de los múltiples desafíos que tenemos como área productiva y desde ahí construir una industria que avance, de cara a los retos que nos impone el mundo, es decir, ser más sustentables, con una relación más amigable con nuestros vecinos, con comunidades indígenas, pescadores artesanales y con la ciudadanía”.

“Para poder construir eso, se necesita de políticas públicas y creo que con el nuevo Gobierno se podrán construir esas bases para poder seguir avanzando en esa dirección, en la cual la industria ya lleva varios años recorriendo”, comentó Odebert.

El líder gremial aseveró que las complejidades que actualmente vive la industria salmonicultora en la zona de Magallanes, relacionadas con otorgamiento de concesiones en zonas marinas protegidas o Parques Nacionales, se debe a que el proceso otorgamiento de concesiones marítimas para el cultivo del salmón ha ido en paralelo con otros intereses que tienen que ver con la protección.

“En los últimos años ha existido una descoordinación entre ambos elementos, pues las concesiones se otorgan dentro de AAA y simultáneamente se crean zonas marinas protegidas en los mismos lugares. Por lo tanto, la clave en el futuro y la tarea que seguramente llevará adelante el Gobierno será ordenar el borde costero, para lo cual nosotros estamos totalmente abiertos a colaborar. Esto es sustancial, pues se requiere de ir resolviendo este tipo de dificultades, porque actualmente reducen la competitividad y aumenta los grados de conflictividad”, expresó el directivo.

Fiscalización

En los últimos años, ha habido un cambio en la industria con respecto a la fiscalización, aumentando sus niveles. “Basta con mirar los resultados anuales que entrega Sernapesca respecto del número que realiza en los centros de cultivo, o los informes que provienen de la SMA, quien ha fortalecido significativamente su institucionalidad en esta materia. Pero también ha habido una transición hacia la fiscalización no necesariamente presencial, sino que remota, y ese proceso a veces no se tiene a la vista. Probablemente, quienes asuman en los distintos cargos podrán ver el avance que existe en esa materia y podrán identificar las brechas que puedan existir y que tendrán que ser abordadas por los organismos competentes”, expuso Odebret.

Asimismo, el timonel agrega que “la industria salmonicultora está por cumplir la regulación y no le podemos tener miedo a la fiscalización. Nuestro rol es, por una parte, generar un producto que sea sustentable y que satisface las necesidades de los distintos consumidores, y por otra, cumplir con todas las regulaciones que existen”.

Finalmente, el presidente del gremio adelantó que se reunirán con el Gobierno que se forme, una vez que este esté establecido y formalizado. “Presentar a la industria es parte de nuestro rol, al igual que nuestros desafíos presentes y futuros. Si lo haremos bajo los instrumentos que actualmente existen para ello, a través de la Ley del Lobby. Para nosotros es clave hacerlo con la máxima transparencia y presentarnos con apertura, tal como lo hemos hecho no solo con las autoridades del gobierno actual y del pasado, sino que también con los grupos de interés y las comunidades”.