Autoridad llama a confiar en la institucionalidad que rige a la salmonicultura

Constanza Silva.
Constanza Silva.

Chile: “El desconocimiento lleva a creer que el impacto de la industria es mayor”, dijo la representante de Subpesca. Hoy 60% de los centros de salmónidos tienen Resolución de Calificación Ambiental.

Publicado

Constanza Silva, jefa de la División Acuícola de Subpesca, fue una de las expositoras en el evento que por sexta vez conmemoró el Día Internacional de la Acuicultura, dando a conocer los desafíos que están pendientes para potenciar el desarrollo de la actividad.

Para la autoridad, Chile es un país de cara al mar, con comunidades muy antiguas que han vivido de él: “tiene un potencial gigante respecto al mar, en comparación a la pesca que está disminuyendo” y a su vez, “existen otras especies distintas al salmón, no nos cerremos sólo en este producto en la acuicultura, también se encuentra creciendo la seriola”.

Actualmente, las externalidades negativas como el impacto negativo en el paisaje, la operación en áreas protegidas, hacen que la población nacional vea con recelo a la acuicultura, según Silva, quien sostuvo que es importante desmitificar estos puntos a través de la ciencia.

“El desconocimiento lleva a creer que el impacto de la industria es mayor”, apuntó la representante de Subpesca, agregando que hoy más de 60% de los centros de salmónidos tienen Resolución de Calificación Ambiental, “debemos comenzar a creer en la institucionalidad chilena”.

“Mucha gente no quiere saber de la acuicultura, porque no interfiere en la actividad, por eso le falta a Chile querer participar en las decisiones que se tomen, conversando de los temas que incomodan y ponerse de acuerdo sobre qué hacer”, subrayó la autoridad.

La Jefa de la División Acuícola de Subpesca reveló que la huella de carbono de los peces es mucho menor que la de otras proteínas y en comparación a productos como el chocolate o el café, por eso que para fomentar la actividad de una forma sustentable se busca crear una ley específica para el sector, separada de Pesca.

Con todo, “si somos biespecie -salmones, choritos-, “tenemos el gran problema de que no seremos suficientemente plásticos para adaptarnos al cambio climático, la que mejor se adapta es la trucha pero la que más se exporta es el salmón Atlántico”, alertó Constanza Silva.