Claudia Paredes, directora ejecutiva de ONG Canales. Foto: Loreto Appel, Salmonexpert.
Claudia Paredes, directora ejecutiva de ONG Canales. Foto: Loreto Appel, Salmonexpert.

El desafío de continuar vinculación de la salmonicultura mientras avanza más al sur

Chile: Para ONG Canales, el perfil de trabajador acuícola que se irá requiriendo a futuro, en Los Lagos, será cada vez menor, pero más tecnologizado por el auge de los centros RAS en salmonicultura. 

Publicado

En el marco de los 10 años de gestión de la ONG Canales, la organización no gubernamental destacó los principales hitos que han marcado su trabajo colaborativo con la Educación Técnico Profesional, con el objetivo de que esta sea de calidad y pertinente a las necesidades de los sectores productivos, que contribuya al desarrollo de nuestro país y ofrezca más oportunidades a todas y todos los estudiantes.

Es así como Claudia Paredes, directora ejecutiva de la ONG relevó la labor de su directorio, el cual está compuesto por personas del área privada, del área gubernamental y de la educación superior. “Nuestro directorio conversa temas más estratégicos que involucran más allá de la participación empresarial, la incidencia de políticas públicas y los aspectos más pedagógicos en los que trabajamos”.

A juicio de la profesional, actualmente existen 161.797 estudiantes que están en la educación Técnico-Profesional, en 3º y 4º medio en 931 establecimientos a lo largo de todo Chile. En estos establecimientos se imparten 34 especialidades asociadas a 16 sectores económicos. “Es una educación que aporta a la necesidad que tiene Chile de entre 600 mil y 700 mil técnicos hoy en día. Aun así, no se están formando los técnicos que el país necesita y no se están formando de manera pertinente”.

“ONG Canales partió en la Región de Los Lagos con 12 establecimientos educacionales y trabajando con el gremio acuícola, de la construcción y de los armadores, actualmente estamos desarrollando nuestra labor con 7 gremios productivos, en 8 regiones del país, llegando a 142 establecimientos. Por otra parte, hemos logrado mantener a 34 empresas socias que son parte de ONG Canales, con las que desarrollamos planes de trabajo con cada una para una participación y formación de los técnicos que se necesitan. Y, además, tenemos 180 empresas colaboradoras que nos apoyan en los diferentes planes de trabajo que tenemos para los LTP (liceos técnicos profesionales)”, explicó la directora ejecutiva de ONG Canales.

El 63% de la matrícula en educación TP está en el sector público. Foto: Loreto Appel, Salmonexpert.
El 63% de la matrícula en educación TP está en el sector público. Foto: Loreto Appel, Salmonexpert.

Región de Los Lagos

En tanto Andrea Zincker, directora regional de la organización, expuso que en la Región de Los Lagos hay 63 establecimientos TP (técnicos profesionales) con 9.985 estudiantes. “Las matrículas de hombres y mujeres, si bien son bastante parejas, aún existen brechas de género sobre qué especialidades se ofrecen en los establecimientos. En cuanto a los establecimientos en zonas urbanas, la mayoría de ellos se encuentran alejados de los sectores productivos y las posibilidades de vinculación”.

Según la directora regional de la ONG, se espera que 6 de cada 10 estudiantes de LTP continúe sus estudios superiores. “Hay un cambio de paradigma a nivel nacional, pues los estudiantes no están pensando en salir del Liceo e inmediatamente trabajar, sino que la mayoría está pensando en continuar sus estudios en un CFT (centro de formación técnica) o IP (instituto profesional) y luego ingresar al mundo laboral. Esto ha hecho que como organización también le transmitamos a los empresarios y a los gremios de los sectores productivos que el apoyo a la educación TP no implica tener una mano de obra inmediata, sino que implica darles pertinencia y formación a los estudiantes, pero con una proyección a mediano y largo plazo. Es decir, las pasantías, prácticas o visitas que aceptan hoy, dará frutos en 5 años más”.

Andrea Zincker, directora regional de ONG Canales. Foto: Loreto Appel, Salmonexpert.
Andrea Zincker, directora regional de ONG Canales. Foto: Loreto Appel, Salmonexpert.

Salmonicultura

En la especialidad de acuicultura, actualmente hay 493 alumnos en educación TP. A ellos se suman 242 en la especialidad de tripulantes de naves y 48 en operaciones portuarias.

Para la directora regional de ONG Canales, la industria acuícola ha sido y es un gran aliado. “Hemos ido profesionalizando nuestro trabajo en conjunto y la mayoría de las empresas acuícolas hacen aportes, ya sea al modelo de gestión de la ONG y otras apoyando en acciones puntuales. Un ejemplo fue lo que logramos el año pasado con la certificación, por parte de SalmonChile, de 400 alumnos, lo que le dio un plus a una vinculación que venía siendo buena y que ahora mejoró sustancialmente”.

A su entender, a la par de las habituales visitas a centros de cultivo o plantas de proceso, “hacer este proceso de certificación, gracias a la industria, fue muy positivo. Esto, porque no sólo las empresas asociadas al gremio participaron, sino que también otras empresas quisieron ser parte. Y no solamente las productoras, también lo hicieron las compañías proveedoras y prestadoras de servicios, es decir, todo el ecosistema de la salmonicultura se ha vinculado con nosotros en la especialidad de Técnico en Acuicultura o Técnico en Elaboración de Alimentos, pero también abriéndonos el espacio para otras especialidades como administración y logística”.

La directora regional también hizo hincapié en los desafíos que se presentan en la actividad acuícola, que se relacionan con el desplazamiento de la industria hacia el sur. “Estamos fortalecidos desde Los Lagos hasta Magallanes, pero la cantidad de estudiantes se reduce hacia el sur. Por lo tanto, el perfil de trabajador acuícola que se irá requiriendo a futuro, en Los Lagos, será cada vez menor, pero más tecnologizado por el auge de los centros RAS. Entonces, el desafío es que la industria, al desplazarse al sur, no pierda el interés por vincularse a nuestro territorio”.