Cecilie Sviland Walde del Instituto Veterinario de Noruega. Foto: Kyst.no.
Cecilie Sviland Walde del Instituto Veterinario de Noruega. Foto: Kyst.no.

Esto es lo que pierden los salmones en crecimiento por la desparasitación

Noruega: Científicos descubieron que si no tratara a un pez contra los piojos de mar, su desarrollo habría sido 200 gramos mayor, siendo de paso una merma importante para las empresas. 

Publicado

Sni se va a eliminar los piojos, los salmones deben pasar hambre por adelantado. Los peces también pasan tiempo comenzando a comer nuevamente después. Todo esto da como resultado una pérdida significativa de crecimiento, según han descubierto los investigadores.

Cecilie Sviland Walde del Instituto Veterinario de Noruega presentó durante una conferencia de investigación los resultados de Fresh Fish de una importante recopilación de datos que ella y otros colegas han realizado.

“Hemos investigado el efecto sobre el crecimiento en varias operaciones de eliminación de piojos sobre la base de datos de tres grandes empresas productoras de salmónidos”. 

Los datos que han obtenido describen la producción de salmón Atlántico en el período 2014 a 2019. Las operaciones de eliminación de piojos se dividieron en seis métodos de tratamiento diferentes: tratamientos térmicos, mecánicos, con peróxido de hidrógeno, medicinales, de agua dulce y combinados.

“Analizamos 2.530 operaciones de despiojado de 635 grupos de peces en 97 instalaciones”, señaló la experta. El efecto sobre el crecimiento se midió como un cambio en el coeficiente de crecimiento térmico (TGC/VF3) 14 días después del tratamiento.

“Vimos un cambio negativo en el crecimiento después de los seis métodos de tratamiento”, advirtió la especialista. Descubrieron que para el tratamiento farmacológico se necesitan tres días antes de que la mediana de los grupos de peces vuelva a la misma tasa de crecimiento que tenían antes del tratamiento, mientras que para el tratamiento térmico esto lleva alrededor de 11 días y para el mecánico 8 días. La diferencia entre el fármaco y el no fármaco fue significativa, mientras que no hubo diferencia significativa entre el tratamiento térmico y mecánico.

“Hay muchos factores que afectan el crecimiento, y hemos puesto algunos de los más importantes en un modelo estadístico para evaluar cómo afectan la pérdida de crecimiento después de la eliminación de piojos. El análisis estadístico confirma que el tipo de tratamiento tiene un efecto significativo en la tasa de crecimiento, siendo el tratamiento térmico y mecánico el que tiene el mayor efecto negativo”.

El efecto del tratamiento empeora cuanto más grande es el pez. “Las estimaciones del análisis de regresión muestran que si se hubiera podido evitar una eliminación de piojos no farmacológica y 7 días de inanición por adelantado, se podría haber tenido un aumento adicional de más de 200 gramos por salmón de 3 kilos, en un período de 14 días”, manifestó Sviland Walde. 

Para una jaula de 150.000 peces, la pérdida es de poco más de 30 toneladas, o el 6% de la biomasa total, después de una eliminación de piojos. Otro hallazgo fue que hubo una variación muy grande entre los que experimentaron la mayor pérdida de crecimiento y los que menos.