La visión original de Nordic Aquafarms para su centro de salmón de Belfast, publicada en 2018. Ilustración: Nordic Aquafarms.
La visión original de Nordic Aquafarms para su centro de salmón de Belfast, publicada en 2018. Ilustración: Nordic Aquafarms.

Compran nuevo terreno para RAS de salmón de 33.000 toneladas

Estados Unidos: Nordic Aquafarms está construyendo un gran centro de recirculación acuícola en las tierras de Maine, en medio de la oposición que ha causado el proyecto entre conservacionistas. 

Publicado

Nordic Aquafarms (NAF), de propiedad noruega, compró la porción final de tierra que necesita para construir un gran centro de salmón en tierra en Belfast, Maine, en la costa este de Estados Unidos.

“Esta semana, Nordic ejerció la opción de compra de la propiedad Belfast Water District (BWD). Esto vincula las actividades de compra de tierras planificadas de Nordic en Belfast, Maine”, dijo la compañía en una publicación de LinkedIn.

De esta manera, “en este punto, se han obtenido todos los permisos y 54 acres de propiedad para el proyecto de salmón en tierra en Maine. NAF todavía no se apresura a la construcción. Hay un trabajo minucioso que completar en ingeniería y planificación final antes de la construcción. Más anuncios vendrán en 2022”.

La medida sigue a una decisión de la Oficina del Fiscal General de Maine de desestimar un reclamo contra la ciudad de Belfast, que estaba relacionado con una afirmación de los opositores del centro de salmón, de que una sección de tierra vendida a NAF no pertenecía al vendedor. 

También argumentaron que las personas que dijeron que eran los verdaderos dueños de la tierra habían puesto una orden de conservación que impedía el desarrollo. Estos reclamos resultaron en un caso en el Tribunal Superior de Waldo, Maine, que ganó NAF y desestimó los reclamos de los oponentes.

Nordic Aquafarms planea una instalación de sistema de acuicultura de recirculación con una capacidad final de 33.000 toneladas de salmón al año, y enterrará tuberías de entrada y descarga desde el centro hasta la bahía de Penebscot a través de la zona de mareas.

La compañía firmó por primera vez acuerdos de propiedad para el sitio en enero de 2018, pero los opositores al proceso de permisos en el caso judicial han frenado el progreso, con distintas acciones legales.