Trabajadores de AquaChile. Foto: AquaChile.
Trabajadores de AquaChile. Foto: AquaChile.

Productor de salmón chileno entre los mejores pagadores a proveedores Pyme

Chile: El ranking hecho por la Bolsa de Productos y la Asociación de Emprendedores, muestra que una filial de AquaChile alcanza 95% en facilidad de pago a sus proveedores Pyme, una de las mejores.

Publicado

Con información actualizada al segundo trimestre de 2021, se dio a conocer una nueva versión del ranking de pagadores a proveedores Pyme, que es elaborado en conjunto por la Bolsa de Productos y la Asociación de Emprendedores de Chile. 

En este nuevo reporte técnico, Salmones Maullín, firma ligada al grupo AquaChile, aparece como la mejor salmonicultora en pagar a los proveedores Pymes, con 91,3 de un máximo de 100 puntos en total y una facilidad de cumplimiento del 95%, una de las más altas a nivel nacional tras las empresas de las industrias de alimentos y minería.

“Como empresa, buscamos constantemente tener una buena relación con nuestros proveedores. Son nuestros socios estratégicos que contribuyen día a día a la labor de nuestra compañía”, señaló a Salmonexpert Miguel Lavagnino, gerente de Administración y Finanzas de AquaChile.

Analizando al sector salmonicultor local, el puntaje es de 76,7 de 100 puntos posibles, mostrando una mejoría importante, y además, el plazo de pago a los proveedores Pymes es de 52 días, mientras que incluyendo a todas las industrias, el plazo de pago es de 49 días a los proveedores Pyme en el segundo trimestre de 2021, bajando desde los 60 días de igual período de 2020. 

Cabe indicar que el plazo de pago de la industria salmonicultora a sus proveedores Pyme, de 52 días, se ubica entre los más altos, después del sector estatal que anota 62 días y junto al de salud, que igualmente alcanza los 52 días.

Sin embargo, el sector minería es el mejor pagador a proveedores Pyme con 79,6 puntos promedio, seguido de alimentos con 78,3 puntos, y salmonicultor con 76,7 puntos. Luego, en la medianía, se encuentra el sector energía con 76,3 puntos, sanitario con 74,8 e industrial con 71,3 puntos. En el último lugar, se ubica el sector construcción con 69 puntos.

La escala de evaluación asigna un máximo de 100 puntos, la cual depende de las siguientes cuatro características: i) plazo de pago del pagador; ii) facilidad de confirmación de facturas por parte del pagador; iii) comportamiento de pago del pagador con su proveedor según condiciones comerciales; y iv) pagador ejerce descuentos en la factura a pagar.