Saltar al contenido principal
La unidad de comunicación que forma parte del nuevo sistema. Foto: STIM.
La unidad de comunicación que forma parte del nuevo sistema. Foto: STIM.

Noruega: La innovación significa que los barcos no tienen que ir al muelle para llevar a cabo los controles, evitando desplazamientos y logística innecesarios para el personal sanitario de los peces y la empresa.

La tecnología de comunicación moderna está configurando cada vez más nuestra sociedad, y la industria de la acuicultura ha usado durante muchos años nuevas tecnologías, entre otras cosas, para monitorear la alimentación y los derrames de alimentos, la salud, el bienestar y las instalaciones técnicas. Ahora el desarrollo ha dado un paso más allá, según la empresa STIM.

STIM lanzó controles de higiene de wellboats y embarcaciones de servicio sin estar físicamente presente para realizar el muestreo. En la práctica, esto significa que las tripulaciones de los barcos usan una cámara simple y una unidad de comunicación para que el personal sanitario de peces de la empresa pueda, en tiempo real, aconsejar y asegurar que las muestras se tomen correctamente. 

“La comunicación está vinculada a una aplicación que hemos desarrollado para muestreos, informes y seguimiento. Nos hemos centrado en crear un sistema súper simple, en el que la unidad de comunicación del cliente se conecte automáticamente a nuestro personal de salud de peces a la hora acordada. Por lo tanto, uno evita problemas molestos con la conexión en plataformas como Skype”, afirma el gerente de marketing de STIM, Karl Ove Reinsnes, al medio asociado a Salmonexpert, Kyst.no.

La innovación significa que los barcos no tienen que ir al muelle para llevar a cabo los controles, evitando así desplazamientos y logística innecesarios tanto para el personal sanitario de los peces como para el cliente. 

La compañía construye el sistema con la visión de que se pueden realizar más servicios en el futuro utilizando la telemedicina. La plataforma permite que más personas participen en la comunicación, por ejemplo, el personal de salud de los peces del cliente u otros profesionales que pueden contribuir a evaluaciones importantes. 

“La telemedicina nunca reemplazará completamente las visitas a las instalaciones, pero en muchos casos, sin duda, la tecnología proporcionará servicios de salud de peces más rápidos, mejores y más eficientes para la industria acuícola noruega. Si el cliente desea discutir un problema específico con el personal sanitario de los peces, esta tecnología significa que en tiempo real podemos ver lo mismo que ve el cliente en su planta, y así obtenemos una base mucho mejor que antes para contribuir con evaluaciones importantes velozmente”, asegura Reinsnes.

Lea también: