Skip to main content

Grupo de científicos investiga floraciones algales nocivas en Magallanes 

Buque Oceanográfico AGS-61 Cabo de Hornos, embarcación en que se realizó el crucero internacional. Foto: IFOP.
Buque Oceanográfico AGS-61 Cabo de Hornos, embarcación en que se realizó el crucero internacional. Foto: IFOP.

Chile: Los resultados, a priori, mostraron una intensa actividad tóxica de los dinoflagelados Alexandrium catenella y Karenia selliformis sobre la eficiencia fotosintética de la comunidad fitoplanctónica de la zona norte de la región austral. 

Entre el 13 y el 24 de noviembre, un equipo de 23 investigadores se embarcó en el buque Oceanográfico AGS-61 Cabo de Hornos, en el crucero llamado “Plataforma para la Prospección Glaciar-Oceánica de Floraciones Algales Nocivas en la región de Magallanes y Antártica Chilena (PROFAN Magallanes)”.

Esto, con el objetivo de estudiar de manera integral en Magallanes las floraciones algales nocivas, específicamente las especies productoras de toxinas que han afectado las costas del sur de Chile, en el sistema de fiordos y canales del norte de la región austral, informó el IFOP vía comunicado de prensa.

El crucero estuvo integrado por un equipo multidisciplinario de científicos perteneciente a diferentes instituciones, entre las que se cuentan: IFOP, Universidad de Magallanes, Universidad Austral de Chile, Universidad de Concepción, Universidad del Biobío, Universidad Católica de Chile, Alfred-Wegener Institute de Alemania, Universidad de Stirling de Escocia, Instituto Antártico Chileno y Centro de Investigación en Ecosistemas de la Patagonia (CIEP). 

El jefe científico del crucero fue el Dr. José Luis Iriarte (Centro Ideal- Universidad Austral) y el estudio incluyó 18 estaciones de muestreo ubicadas en el océano, canales y fiordos de la Provincia de Última Esperanza de la región de Magallanes.

Trabajo

El Dr. Jorge Mardones, del IFOP, destacó de este crucero “la valiosa participación del equipo de IFOP, la cual tuvo un carácter multidisciplinario. Mi trabajo, en particular, estuvo enfocado en una línea de investigación que acabo de comenzar, la que mezcla las propiedades fotosintéticas del fitoplancton y las sustancias alelopáticas/citotóxicas que producen las microalgas tóxicas”.

El investigador agregó: “los experimentos a bordo del Cabo de Hornos se realizaron utilizando un equipo de medición bio-óptica llamado “Fast Repetition Rate Fluorometer o FRRf3”, el cual permite determinar en tiempo real el efecto de sustancias tóxicas liberadas por ciertas especies de microalgas sobre la comunidad fitoplanctónica presente en un determinado punto de muestreo”.

Los resultados, a priori, “mostraron una intensa actividad tóxica de los dinoflagelados Alexandrium catenella y Karenia selliformis sobre la eficiencia fotosintética de la comunidad fitoplanctónica de la zona norte de la región de Magallanes. Estos resultados tienen una gran implicancia en la forma en que entendemos la aparición de estas especies tóxicas en la zona de los canales Patagónicos”, puntualizó Mardones.

Lea también: