Luis Mayorga, CEO de Austral Pack. Foto: Loreto Appel, Salmonexpert.
Luis Mayorga, CEO de Austral Pack. Foto: Loreto Appel, Salmonexpert.

Proveedora apunta al valor agregado del salmón desde el origen

Chile: Con tecnología alemana, Austral Pack pone a disposición de la industria salmonicultora envases que son 75% reciclables, sin perder sus características de protección de los alimentos 

Publicado

El valor agregado es, actualmente, lo que los consumidores están demandando en los diferentes mercados. Y cuando se trata de darle valor agregado a uno de los productos alimenticios de exportación más importantes de Chile, como el salmón, nuestro país cuenta con empresas proveedoras que ofrecen la última tecnología en empaque para que el salmón llegue a los mercados más exigentes.

Con más de 15 años de experiencia en desarrollo e innovación en packaging de productos alimenticios, Austral Pack es una empresa local proveedora de la industria del salmón chilena. Representantes para Chile de la empresa alemana Sealpac y toda su tecnología asociada a la industria alimenticia, cuentan con una máquina termoformadora, con capacidad de elaborar cuatro tipos de envases que son diferentes.

“Un envase puede ser totalmente rígido, otro 100% flexible, el siguiente con atmósfera modificada o envase skin, según las necesidades del productor”. 

“Hasta hace dos años atrás, a nivel mundial, para cada uno de esos envases se necesitaba una máquina en específico. La característica de esta máquina es que es muy compacta y puede utilizarse tanto en las medianas como en las grandes empresas productoras de alimentos”, explicó Luis Mayorga, CEO de Austral Pack.

Otras de las tecnologías que ofrece la empresa es una máquina termoselladora, con un funcionamiento totalmente automatizado, y que puede envasar modificando atmósfera o el formato skin.

“Esta tecnología está configurada para utilizar la última generación de envases denominado flat skin, cuya característica es que el 75% del envase es reciclable sin perder sus características de protección de los alimentos y pensado para un producto de alto valor agregado”, expresó el ejecutivo.

A su juicio, la tecnología está enfocada, en primer lugar, en darle el valor agregado al producto, pero también que sea un formato fácil de llevar, con un empaque novedoso y evitar reempaques en el lugar de destino, aportando así a la sostenibilidad de la industria y disminuir la contaminación.

Según Luis Mayorga, es muy importante que empresas proveedoras puedan presentarle a la industria salmonicultora la tecnología existente y la experiencia, para que en el lugar de origen el salmón ya salga en un formato más demandado por los consumidores en el extranjero.

“Los consumidores de salmón están dispuesto a pagar ese valor agregado y, en consecuencia, es mayor retorno para el productor nacional, sin intermediarios. Tenemos la tecnología y tenemos las capacidades profesionales, aplicando ingeniería de análisis y de detalle para ponerlas a disposición de la industria salmonicultora”, recalcó el CEO de Austral Pack.