Saltar al contenido principal

Científicos chilenos definen áreas con mayor riesgo ante escapes de salmónidos

Científicos chilenos que participaron en el simposio.
Científicos chilenos que participaron en el simposio.

Chile: Quinchao, Llancahue-Comau, Estero Walker-Canal Costa, Cupquelan, Quitralco, Puerto Aguirre, Magdalena-Melimoyu, Bahía Tranquila, Córdova y Petite son las áreas con más riesgo ambiental ante escape de peces.

En el contexto del XL Congreso de Ciencias del Mar, el Centro Incar y el Núcleo Milenio Invasal realizaron ayer el simposio “Evaluación de riesgos ambientales frente a escapes de salmones, para guiar medidas de prevención y mitigación”, instancia que incluyó presentaciones de seis investigadores.

El evento estuvo enfocado en mostrar distintos enfoques y estudios para evaluar los principales componentes del riesgo para los ecosistemas frente a escapes de salmones, además de analizar y entregar recomendaciones sobre cómo abordar y minimizar el riesgo, desde la prevención a la mitigación.

La Dra. Doris Soto, investigadora del Centro Incar y de la Universidad de Concepción, mostró los últimos avances de una iniciativa que busca estimar los riesgos de corto y largo plazo asociados a los escapes por cuerpo de agua relevante.

Matriz de riesgo

Esta propuesta metodológica de tipo participativa y que presenta una estimación de riesgo comparativo, se basó en una modificación de la matríz de riesgo de la plataforma online Arclim y se divide en tres componentes: exposición, amenazas y sensibilidad o susceptibilidad.

Con esta metodología, los expertos se enfocaron principalmente en los efectos de corto plazo, impactos inmediatos, que incluyen hasta cuatro años después de un escape, como por ejemplo, predación, competencia y diseminación de enfermedades hacia la fauna nativa.

Así, los científicos definieron 32 áreas geográficas operacionales que incluyen varias ACS y que denominaron Cuerpos de Agua Relevantes (CARs). Bajo un sistema de puntajes del 1 al 5 para cada variable, 5 representa el mayor riesgo sobre el ecosistema debido a un escape.

Resultados y propuestas

Dentro de los resultados del estudio, la Dra. Doris Soto informó que los CRAs con mayores riesgos asociados a escapes de salmón Atlántico fueron: Quinchao, Llancahue-Comau, Estero Walker-Canal Costa, Cupquelan, Quitralco, Puerto Aguirre, Magdalena-Melimoyu, Bahía Tranquila, Córdova y Petite.

Recomendaciones de políticas públicas para reducir el riesgo de escapes. Fuente: Dra. Doris Soto.
Recomendaciones de políticas públicas para reducir el riesgo de escapes. Fuente: Dra. Doris Soto.

“Al reducir el riesgo por área geográfica se incrementan los riesgos en Magallanes, esencialmente, debido a que los cuerpos de agua son más pequeños, por lo que los escapes pueden tener un impacto mayor”, expuso la Dra. Soto.

En el mismo contexto, agregó que la matriz de riesgo “muestra que en Magallanes la sensibilidad es muy alta porque no hay una gran pesca artesanal que pueda recapturar los salmones escapados y tampoco existen grandes poblaciones de lobos marinos que puedan depredar, entonces eso hace bastante más sensible esta área, esto es importante de considerar”.

Con estos resultados, la investigadora del Centro Incar entregó una serie de recomendaciones prioritarias en relación a riesgos frente a escapes, como que las áreas señaladas anteriormente de mayor riesgo requieren mayor atención en prevención de escapes y se hace urgente establecer monitoreos permanentes.

“Claramente es necesario y recomendable utilizar marcadores genéticos y físicos para trazar el destino de los peces escapados e instalar sistemas de monitoreos en las áreas donde están las mayores amenazas y riesgos. Estas medidas también permitirán validar la presente metodología”, concluyó la experta.

Lea también: