Saltar al contenido principal
Los phylum más abundantes fueron las Proteobacterias con una prevalencia de más del 60% independientemente de la región, seguidas de Bacteroidetes y Cianobacterias. Foto: Incar.
Los phylum más abundantes fueron las Proteobacterias con una prevalencia de más del 60% independientemente de la región, seguidas de Bacteroidetes y Cianobacterias. Foto: Incar.

Chile: Científicos chilenos caracterizaron la microbiota asociada al parásito, descubriendo que entre los microorganismos existen varios con potencial patógeno y que estarían relacionados con la alta prevalencia del Caligus.

Los microorganismos asociados a los parásitos de distintas especies animales pueden desempeñar un papel clave en diversos aspectos fisiológicos como por ejemplo, homeostasis, nutrición, defensa, entre otros, pero esta microbiota también puede ser reservorio de especies patógenas para el hospedador en el cual vive el parásito.

Debido al papel crítico que juega la microbiota asociada a Caligus en la industria salmonicultora, investigadores del Incar y de la Universidad de Concepción realizaron un estudio donde caracterizaron mediante secuenciación de tercera generación (MinION), la comunidad microbiológica relacionada al parásito en las regiones de Los Lagos, Aysén y Magallanes.

Con las secuencias del gen 16S ARNr obtenidas de piojos de mar de ocho áreas productivas, los expertos encontraron que los phylum más abundantes fueron las Proteobacterias con una prevalencia de más del 60% independientemente de la región, seguidas de Bacteroidetes y Cianobacterias.

En cuanto a nivel de clases, la comunidad bacteriana de Caligus de Los Lagos tiene una gran abundancia de Gammaproteobacterias seguidas de Flavobacterias y Alfaproteobacterias, mientras que en Aysén y Magallanes las comunidades tienen menos Gammaproteobacterias y más Alfaproteobacterias y Saprospira (en el caso de Aysén).

Abundancia relativa de la microbiota asociada a Caligus a nivel de phylum por región (A), y entre áreas de Los Lagos (superior) y Aysén (inferior) (B) (Mapa adaptado de Daniel Jiménez). Fuente: Gonçalves y col., 2020.
Abundancia relativa de la microbiota asociada a Caligus a nivel de phylum por región (A), y entre áreas de Los Lagos (superior) y Aysén (inferior) (B) (Mapa adaptado de Daniel Jiménez). Fuente: Gonçalves y col., 2020.

Con respecto a lo anterior, los investigadores expusieron que “se identificaron varios taxones con capacidad secretora de compuestos bioactivos, como los miembros del género Pseudoalteromonas y Dokdonia, lo que sugiere un posible papel de la microbiota del piojo durante los procesos de infestación del hospedador”.

“Además, la comunidad de microbiota se asoció diferencialmente con la producción de salmón, donde se identificaron varios patógenos potenciales como Vibrio, Tenacibaculum y Aeromonas en las regiones de Los Lagos, Aysén y Magallanes”, agregaron.

Sumado a lo anterior, en sus conclusiones, los autores del estudio esclarecieron que “la composición microbiana de C. rogercresseyi está dominada por microorganismos gramnegativos, incluidos varios patógenos y taxones asociados con la producción de biopelículas y compuestos bioactivos, y estas características podrían estar relacionadas con la alta prevalencia del parásito y su capacidad de resistencia”.

Abundancia relativa de la microbiota asociada a Caligus a nivel de clase por región (A) y entre áreas de Los Lagos (superior) y Aysén (inferior) (B) (Mapa adaptado de Daniel Jiménez). Fuente: Gonçalves y col., 2020.
Abundancia relativa de la microbiota asociada a Caligus a nivel de clase por región (A) y entre áreas de Los Lagos (superior) y Aysén (inferior) (B) (Mapa adaptado de Daniel Jiménez). Fuente: Gonçalves y col., 2020.

Sin embargo, aclararon que se necesitan mayores antecedentes para comprender el papel de los microorganismos en la mantención de la microbiota core (compartida en todas las regiones) y su relación con el éxito de infestación del parásito y sus estrategias de vida.

“La microbiota se asoció diferencialmente con la producción de salmón, donde se identificaron varios patógenos potenciales en la región de Los Lagos, Aysén y Magallanes. El supuesto papel del piojo de mar como vector de patógenos de peces y también como reservorios de genes resistentes a los antibióticos debe investigarse más a fondo”, finalizaron.

Lea el artículo completo titulado “Nanopore sequencing of microbial communities reveals the potential role of sea lice as a reservoir for fish pathogens” aquí.

Lea también: