Saltar al contenido principal

Gasco desarrolla sistema energético a gas licuado para centros de salmón

La tecnología se implementó hace más de un año en la empresa Salmones Aysén. Foto: Gasco.
La tecnología se implementó hace más de un año en la empresa Salmones Aysén. Foto: Gasco.

Chile: El combustible alternativo busca aportar a la sustentabilidad de la industria acuícola chilena, reduciendo en un 20% la huella de carbono y disminuyendo los riesgos de derrames de hidrocarburo al mar.

Con el objetivo de impulsar nuevas soluciones energéticas y aportar a un desarrollo sostenible en la acuicultura, Gasco ha implementado un sistema de generación eléctrica con gas licuado, un combustible menos contaminante y más económico que ya se ha implementado en algunas operaciones de Salmones Aysén, indicó la compañía.

De acuerdo con la empresa, dicho sistema se usa para los procesos de alimentación y fotoperíodo de los salmones, logrando un mayor ahorro de combustible y la disminución de los riesgos de contaminación.

El sistema ya se implementó hace más de un año en la empresa Salmones Aysén, específicamente en su centro de cultivo de Huito, Calbuco, “con resultados muy positivos, por lo que la empresa está evaluando incorporar el sistema en otras operaciones”.

En ese sentido, el gerente de Administración de Salmones Aysén, Felipe Jankelevich, señaló que este sistema se encuentra “alineado con los objetivos de la empresa y este proyecto nos permite potenciar una operación más sustentable, por utilizar un combustible más limpio, y a la vez, ser más eficientes en el uso energético”.

Finalmente, el gerente de Desarrollo de Transporte de Gasco GLP, Claudio Córdova, indicó que este proyecto enfocado en centros de cultivos marinos “resulta más eficiente, seguro y amigable con el medio ambiente, ya que reemplaza en un 100% la utilización del diésel y permite no sólo ahorrar en el gasto de combustible, sino también aportar a la sustentabilidad de la industria, reduciendo aproximadamente en un 20% la huella de carbono y disminuyendo los riesgos de derrames de hidrocarburo al mar”.

Lea también: