Saltar al contenido principal

“Los salmónidos poseen numerosos elementos esenciales de la inmunidad adaptativa”

Activar la respuesta inmune celular y humoral a largo plazo sería un factor clave para la protección frente al patógeno. Imagen: FAV-Abbott.
Activar la respuesta inmune celular y humoral a largo plazo sería un factor clave para la protección frente al patógeno. Imagen: FAV-Abbott.

Chile: En un nuevo artículo de revista Salmonexpert, científicos chilenos dan a conocer las particularidades e interrogantes del sistema inmune de los salmones que todavía están en estudio, y cómo esto se vincularía con la protección de las vacunas.

Desde el pasado jueves ya se encuentra disponible la nueva edición de revista Salmonexpert. En esta ocasión el especial biología trata una variedad de temas relacionados con uno de los mayores dolores de cabeza de la industria y que esta vez se tomó la portada: Piscirickettsia salmonis.

En está línea, una de las herramientas preventivas que utiliza la industria para controlar al patógeno son las vacunas. De los distintos tipos disponibles en la actualidad, vivas, bacterinas, inactivadas, etc., todas cuentan con registro provisional por parte del SAG.

El artículo “La complejidad del sistema inmune de salmónidos y su relación con las vacunas”, aborda justamente los vacíos en el entendimiento del particular sistema inmune de los salmones y los desafíos que aún quedan por resolver para lograr desarrollar vacunas con mayores porcentajes de efectividad en terreno.

Así, el Dr. Kevin Maisey, profesor asistente del Centro de Biotecnología Acuícola (CBA) de la Universidad de Santiago de Chile (USACH), describe que falta mucha información para comprender esta compleja red de interacciones inmunes, y que si se comparara el sistema inmune de los peces con un puzle de 1.000 piezas, hoy solo se conocería la posición exacta de 75 piezas, “quedando por determinarse la posición del resto de las piezas”.

“Particularmente, la respuesta adaptativa, aquella que se espera responda frente a una vacuna, involucra mecanismos complejos. Los salmónidos poseen numerosos elementos esenciales de la inmunidad adaptativa, sin embargo, esto no significa necesariamente que frente al estímulo con una vacuna, cada uno de estos elementos actúe de manera orquestada”, explica el Dr. Maisey.

Patógenos intracelulares

En cuanto al caso particular de la estimulación o generación de inmunidad para patógenos intracelulares como P. salmonis, el Dr. Marco Rozas, Managing Director del laboratorio Pathovet, especifica que es fundamental activar la respuesta inmune mediada por células y humoral a largo plazo.

No obstante, las razones del porqué esto no ocurriría en campo en peces inmunizados aún no están claras, pero a su juicio podría estar asociado a una limitada expansión y memoria inmunológica de los linfocitos T citotóxicos específicos, claves en una respuesta celular que perdure en el tiempo.

“Hay varios estudios funcionales que ejecutar todavía para poder entender el porqué no se activan completamente las vías de la respuesta inmune adaptativa mediada por células, pero clara y especialmente, las bacterias intracelulares han sido muy difíciles de controlar mediante vacunación y eso no solamente en peces sino que en humanos y mamíferos en general. Hay un efecto y eficacia relativa de las vacunas para estos patógenos desarrolladas mediante vacunología”, recalca.

Registro de vacunas

El proceso para el registro de este tipo de productos incluye requisitos legales y técnicos, los cuales se encuentran descritos en la guía “Actividades que ejecuta el solicitante para la presentación de un expediente de registro provisional de un producto inmunológico de uso en salmónidos y su renovación”. 

Óscar Videla, jefe de la División de Protección Pecuaria del SAG, detalla que proceso de registro consiste en la evaluación y reconocimiento de los antecedentes legales y técnicos que presenta el solicitante, que permiten determinar que la vacuna sea de calidad, segura y eficaz.

No obstante, el profesional da a conocer que para el registro provisional, “se exime de la presentación de estudios de seguridad y eficacia en condiciones productivas (campo)”.

Componente genético

Otro de los puntos importantes que podrían estar jugando un rol en la interacción de las vacunas y el sistema inmune de los peces, es la genética de distintas poblaciones de peces y las interacciones con otros patógenos como Caligus.

Ambos escenarios fueron evaluados por científicos de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso (PUCV), entre otros, liderados por el Dr. José Gallardo, investigador y académico de la casa de estudios.

Entre sus resultados encontraron una gran variabilidad genética en los peces, donde en algunas familias la protección añadida por las vacunas fue significativa al comparar con sus hermanos no vacunados, pero en otras no. Además, evidenciaron que cuando se añade el componente de coinfección con piojo de mar, la protección agregada no fue significativa.

“Cada individuo tiene su propio genotipo, de esta manera a nivel poblacional existen muchas variantes y combinaciones posibles. Las más estudiadas son los SNPs. Estas variantes alélicas explican, en algunos casos, una importante variación de los fenotipos de resistencia. Algunas de estas variantes deben estar asociadas a una mayor resistencia en peces vacunados, probablemente en genes responsables de la inmunidad adaptativa o en genes relacionados a la homeostasis. Perdida la homeostasis, es imposible que un pez pueda defenderse de un patógeno”, puntualiza el Dr. Gallardo.

Lea el artículo completo en la edición online o descargable de revista Salmonexpert.

Lea también: