Saltar al contenido principal

"Si antes era el cordero, hoy el salmón debe ser parte de nuestra nueva dieta”

Alejandro Kusanovic Glusevic es senador por Magallanes en su primer periodo. Foto: oficina parlamentaria.
Alejandro Kusanovic Glusevic es senador por Magallanes en su primer periodo. Foto: oficina parlamentaria.

Chile: Alejandro Kusanovic, senador por Magallanes, afirma que la salmonicultura tiene potencial para llegar a representar el 70 por ciento del PIB regional tal como lo hizo la industria en torno a las ovejas.

Cuando analiza la historia económica de Magallanes, el senador por esta región Alejandro Kusanovic identifica tres oportunidades de desarrollo: primero fue la ganadería ovina que en su momento llegó a representar el 70 por ciento del PIB regional; más tarde llegó el petróleo que significó poco más de la mitad del PIB y, finalmente, la industria del salmón que aporta en la actualidad el 26 por ciento del producto interno bruto en la región austral.

Alejandro Kusanovic acaba de iniciar su primer período como parlamentario. Preside la comisión de Zonas Extremas del Senado e integra la de Intereses Marítimos, Pesca y Acuicultura.

Dice que la salmonicultura es una tremenda oportunidad de desarrollo para la región, con potencial para llegar a representar el 70 por ciento del PIB tal como lo hizo la industria en torno a las ovejas en su momento de mayor auge.

Por eso critica las cortapisas que frenan su expansión en el territorio. Explica, por ejemplo, que Magallanes tiene 13,2 millones de hectáreas y el 58 por ciento es parque nacional, y que hay 47.600 kilómetros de borde costero, pero el 90 por ciento está bajo algún nivel de protección que frena las inversiones.

Opina que esta situación es exagerada: “yo no soy ecologista sino que soy naturalista y para mí todo se puede hacer siempre que usemos la última tecnología disponible y seamos responsables en lo que hacemos”.

Falta integración

El senador por Magallanes tiene también una mirada crítica sobre la industria salmonicultora, por su falta de capacidad para integrarse con la comunidad regional.

Dice que, pese a que son objeto de críticas que cuestionan incluso su continuidad, las empresas no muestran efectivamente lo que hacen y por qué su trabajo es importante. Por esa razón resultan desconocidas para los habitantes de la región.

Kusanovic va más allá y afirma que la misma industria debería incentivar el consumo de salmón en la dieta de los magallánicos, a través de precios rebajados para el mercado local.

“La comunidad tiene que tener acceso al salmón, debe ser parte de nuestra nueva dieta. Si antes era el cordero, hoy debe ser el salmón”, afirma convencido.

Cuenta que ha transmitido varias veces sus recomendaciones a los ejecutivos de las empresas salmonicultoras.

Otra de sus propuestas es integrar a la industria del turismo a su actividad, por ejemplo, con visitas a los centros de cultivo y sus alrededores, y avanzar en concesiones especiales para que las exploten los pescadores artesanales y pueblos originarios.

“Todas las industrias que sean viables tienen que fusionarse con la comunidad y que sea la misma comunidad la que las defienda, y ese es un tema en que han fallado”, reflexiona el parlamentario.

Lea también: