Saltar al contenido principal

Autoridades de EE.UU. incluyen productos del mar en menú de bebés y embarazadas

Las Pautas dietéticas para estadounidenses incluyen bebés y niños menores de dos años por primera vez desde 1985.
Las Pautas dietéticas para estadounidenses incluyen bebés y niños menores de dos años por primera vez desde 1985.

Estados Unidos: Por primera vez, expertos en nutrición estadounidenses detallan en sus recomendaciones que salmón y trucha, son fuentes naturales de vitamina D para bebés y embarazadas.

Se ha recomendado a personas de todas las edades, en particular niños pequeños y mujeres embarazadas, comer productos del mar al menos dos veces por semana en las pautas revisadas publicadas por los Departamentos de Agricultura de Estados Unidos (USDA) y de Salud y Servicios Humanos (HHS).

Por primera vez desde la edición de 1985, las Guías Alimentarias para los Estadounidenses (DGA), que se actualizan cada cinco años, abordan las necesidades nutricionales de los bebés y niños pequeños menores de dos años, indica el medio asociado a Salmonexpert, Fish Farming Expert.

Pautas

Las pautas recomiendan que los productos del mar pueden y deben ser presentados a los niños cuando tengan alrededor de seis meses.

"Se recomienda la ingesta de productos del mar durante el embarazo, ya que se asocia con medidas favorables del desarrollo cognitivo en los niños pequeños", afirma la DGA.

Una dieta rica en nutrientes y diversa desde los seis hasta los 23 meses de vida incluye una variedad de fuentes de alimentos de cada grupo de alimentos, apunta la DGA.

“Los alimentos con proteínas, que incluyen carnes, aves, huevos, productos del mar, nueces, semillas y productos de soya, son fuentes importantes de hierro, zinc, proteínas, colina y ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga”, exponen las pautas.

Los ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga, específicamente los ácidos grasos esenciales omega-3 y omega-6 suministrados a través de productos del mar, nueces, semillas y aceites, influyen en el estado de ácidos grasos del bebé y se encuentran entre los nutrientes clave necesarios para el rápido desarrollo del cerebro, que ocurre durante los primeros dos años de vida de los niños. "Algunos tipos de pescado, como el salmón y la trucha, también son fuentes naturales de vitamina D".

Para los adultos, los productos del mar proporcionan proteínas, calcio y vitamina D, que ayudan a fortalecer los huesos y mantener la masa muscular, según la DGA.

Enfermedades relacionadas con la dieta

Las pautas señalan que las enfermedades crónicas relacionadas con la dieta, como las enfermedades cardiovasculares, la diabetes tipo 2, la obesidad y algunos tipos de cáncer, son muy frecuentes entre los estadounidenses y representan un importante problema de salud pública. Hoy en día, más de la mitad de los adultos tienen una o más enfermedades crónicas relacionadas con la dieta.

Existe una "brecha significativa" entre la cantidad de productos del mar que consumen actualmente los estadounidenses y las nuevas recomendaciones, de acuerdo con el Instituto Nacional de Pesca. El 94% de los niños y el 80% de los adultos actualmente no comen productos del mar dos veces por semana. 

“Los estadounidenses aún no consumen las cantidades recomendadas de productos del mar y tenemos la esperanza de que el lanzamiento de la DGA 2020-2025 traerá un renovado sentido de urgencia para que los estadounidenses incluyan más productos del mar en sus dietas por su excelente sabor y sus importantes nutrientes”, dice Linda Cornish, presidenta de Seafood Nutrition Partnership.

Lea también: