Saltar al contenido principal

Blumar afirma que el efecto del Coronavirus no debería ser de largo plazo

Daniel Montoya, gerente Comercial de Blumar. Foto: Blumar.
Daniel Montoya, gerente Comercial de Blumar. Foto: Blumar.

Chile: La empresa afirma que el mercado chino retoma paulatinamente la normalidad en el consumo de su salmón tras la pandemia, y espera que esa positiva tendencia se replique en destinos como EE.UU. y Brasil.

El Coronavirus ha generado que, lo que antes era una certeza, hoy sea una incertidumbre. Y en la industria chilena del salmón, el negocio marcha mirando el día a día en medio de esta pandemia, resguardando a los colaboradores, trabajando en suministrar de la mejor manera sus mercados -los que en cualquier momento pueden sufrir restricciones debido a la emergencia sanitaria mundial-, y preparándose ante una posible cuarentena nacional.

Al respecto, el gerente Comercial de Blumar, Daniel Montoya, cuenta a Salmonexpert que, en el caso del mercado de EE.UU., que representa el 57% de los ingresos de su área salmón considerando el consolidado 2019, “hemos visto una menor demanda y cancelaciones de pedidos, principalmente del canal de restoranes, porque la gente no está saliendo a comer, incluso algunos estados del país no permiten la apertura de estos lugares para proteger a la población del Coronavirus”.

Considerando los pedidos de las cadenas de supermercados, “lo cual hemos estado monitoreando de cerca, hemos visto que la gente se está abasteciendo más allá de lo normal, sin embargo, algunas restricciones logísticas también están afectando las ventas del canal retail en EE.UU. actualmente”, señala el ejecutivo. 

En Brasil, por el momento, Blumar no tenido cancelaciones de pedidos, de acuerdo con Montoya, “pero sí estamos viendo que la devaluación del real está afectando la venta y el consumo de salmón en el país. Estamos monitoreando la situación de muy cerca, y lo esperable es que se experimente una baja en la demanda de nuestro producto”. Latinoamérica significa el 14% de los ingresos totales de la empresa, en su división salmón, tomando en cuenta el 2019.

“Esto cambia día a día, y tal incertidumbre hace complejo el panorama para la industria chilena del salmón. Yo creo que habrá un efecto en los consumos mundiales, pero no es posible todavía saber cuánto tiempo durará ese efecto. Puede ser una recuperación que demore un trimestre, y es lo que esperamos”, admite el gerente Comercial de Blumar. 

Todo dependerá de las medidas de control que aplique cada país por el Coronavirus. “Claramente no hemos visto el final de esta película, está en desarrollo aún. Aparentemente en China ya estaría todo prácticamente controlado, con la gente volviendo a su rutina normal poco a poco, lo que hemos observado con los pedidos que paulatinamente se recuperan. Eso es lo que uno esperaría en los otros mercados, pero con un tiempo de rezago frente al país asiático”, afirma el ejecutivo. 

Asia representa el 7% de los ingresos del área de salmones de Blumar, en el consolidado 2019, donde China está retornando a la normalidad. “No creemos que el efecto del Coronavirus tenga una duración de largo plazo, pensamos que la situación mejorará. Va a dejar algunas secuelas en industrias, sin embargo, se retornará a la rutina de cada uno”, apunta Montoya. 

Asimismo, el gerente Comercial de Blumar advierte que “no podemos descartar paralizaciones de plantas en Chile, ante una eventual cuarentena nacional. En China se cerró, por ejemplo, una provincia completa como Wuhan. Es de esperar, en todo caso, que no lleguemos a esa situación”. Por otro lado, el mercado europeo significa el 10% de los ingresos de la división salmón de la firma, zona que se ubica entre las más afectadas por el Coronavirus.

Lea también: