Saltar al contenido principal
Ensilaje de mortalidad de salmón donde se está desarrollando el sistema inteligente. Foto: Cedida.
Ensilaje de mortalidad de salmón donde se está desarrollando el sistema inteligente. Foto: Cedida.

Chile: Un equipo de jóvenes busca, a través de un hardware de diseño 100% nacional y de un software, lograr la mejor calidad de mortalidad de peces y que ésta sea retirada en los plazos establecidos.

Un equipo de jóvenes chilenos conformado por Carolina Ojeda, Ingeniera en Electrónica dedicada a la innovación y desarrollo de sistemas electrónicos y Claudio Vargas, Técnico en Automatización con 18 años de experiencia controlando y enlazando equipos del área acuícola, está avanzando a paso firme en la creación de un sistema de ensilaje inteligente para la industria nacional del salmón. 

De acuerdo con Ojeda, el innovador sistema está formado por un hardware de diseño 100% local, instalado en las plataformas de ensilaje, para monitorear los equipos participantes del proceso de control, recibiendo además la data de los sensores situados en los estanques correspondientes. La información se envía a través de radiofrecuencia a las oficinas de la salmonicultora para que sea interpretada por un software web que permite la visualización y análisis en tiempo real. 

“El objetivo de este sistema es lograr obtener la mejor calidad de la mortalidad de salmón y que ésta pueda ser retirada en plazos establecidos, perfeccionando los procedimientos de logística. El equipo está siendo probado actualmente en una compañía salmonicultora nacional y aspiramos llegar este año a prototipar en dos empresas interesadas”, detalla Ojeda.

En específico, el sistema avanza en la fase de prototipo, testeándose tanto el hardware y el software de diseño local, además de probarse junto con los operarios de los centros de cultivo si la interfaz se adapta a sus modos de trabajo. Asimismo, se está en la etapa de desarrollo del enlace para enviar los datos de ensilaje de salmón por medio de radiofrecuencia.

Carolina Ojeda.
Carolina Ojeda.
Claudio Vargas.
Claudio Vargas.

“Es importante destacar la gran ayuda que hemos tenido de las empresas Vaki Chile y SAUT Automatización, quienes nos han aportado con asesoría técnica, valiosa para nosotros al momento de desarrollar el equipo. Además, agradecemos a la compañía COWO, que nos ha acercado al ecosistema del emprendimiento e innovación regional, apoyándonos en los aspectos comerciales y tributarios”, manifiesta Ojeda.

Asimismo, más allá de esta innovación regional, Carolina tiene un objetivo claro: visibilizar el rol de la mujer en I+D de la industria acuícola, donde la barrera de crecimiento en esta área industrial para ellas “es muy alta. Es por eso que para mí es bastante importante seguir con este desafío, representando a cada una de las que diariamente luchan por la equidad e igualdad de género”. Por su parte, el principal interés de Claudio con este proyecto es crear una empresa disruptiva en términos de nueva tecnología para la salmonicultura.

Lea también: