Skip to main content

Detroit Chile rechaza demanda por colusión en su contra

Embarcación para la acuicultura de Detroit Chile. Foto: Detroit Chile.
Embarcación para la acuicultura de Detroit Chile. Foto: Detroit Chile.

Chile: La empresa naviera afirma que Solvtrans usa al Tribunal de Defensa de la Libre Competencia para enfrentar “de manera impropia” las acusaciones por infracciones a la ley de cabotaje.

A mediados de junio de este año, Solvtrans Chile S.A. demandó ante el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC) por coordinación ilícita a Armasur y a otras seis compañías del sector wellboat como Naviera Orca, La Península, CPT Empresas Marítimas, Detroit Chile, Río Dulce y Transportes Patagonia Travelling Service.

A través de un documento firmado por los abogados Javier Velozo y Pablo Pardo, Detroit Chile respondió a la demanda en su contra, rechazándola “con expresa condena en costas pues Ias imputaciones anticompetitivas -por eventual colusión- formuladas respecto a nuestra empresa -que en este escrito negamos y controvertimos expresamente-, son completamente falsas, además de carecer de toda justificación jurídica y económica”.

“En efecto, más que una legítima pretensión infraccional, Ia demanda pareciera más bien constituir una reacción estratégica de Solvtrans, encaminada a enfrentar de una manera impropia y fuera de toda proporción diversas acusaciones de las que ha sido objeto en razón de infracciones a la ley chilena de cabotaje”, aseguró Detroit Chile en su presentación ante el TDLC.

Detroit Chile manifestó que se trata de una reacción con el fin de: “(i) compensar acciones judiciales y administrativas que algunas empresas -entre las que no se encuentra nuestra representada- han impetrado en su contra, en legítimo ejercicio de sus derechos constitucionalmente garantizados, para denunciar actos de Solvtrans -que han sido conocidos y sancionados por las autoridades competentes- para entrar al mercado sin reunir los requisitos que la legislación establece y, (ii) contrarrestar comunicacionalmente la legítima postura de público rechazo que ha manifestado Armasur -asumida por medio de sus órganos de administración- respecto de infracciones sistemáticas a la legislación chilena por las que Solvtrans ha sido sancionada”.

Lo anterior estaría claramente inspirado, según Detroit Chile, “en la idea de que ‘no hay mejor defensa que un buen ataque’. Sin embargo, yerra Solvtrans en forzar su demanda para obtener algún pretendido beneficio procesal o reputacional de corto plazo, pues este Tribunal sabrá distinguir con rapidez el uso indebido de Ia institucionalidad de libre competencia y porque nunca es un ‘buen ataque’ demandar indiscriminadamente a sus competidores, en especial si algunos de ellos, como es el caso nuestra empresa, no tienen participación alguna en los supuestos hechos relatados en el libelo pretensor, cuestión que se desprende de su sola lectura”.

En suma, subrayó Detroit Chile frente al TDLC, “Solvtrans no busca denunciar un ‘problema de competencia’, como aparenta su libelo, sino que más bien intenta, vana e impropiamente, neutralizar o desnaturalizar el verdadero problema que enfrenta, esto es, la ilegalidad bajo la cual estaría operando y que ha sido sometida al conocimiento de órganos administrativos y judiciales por determinadas empresas de la industria en la que participa, denunciada públicamente por una asociación gremial que agrupa a muchas más compañías que aquellas que se dedican a Ia misma actividad que la demandante y sancionada por la autoridad sectorial competente”.

Para leer la presentación de Detroit Chile en el TDLC, haga click aquí.

Lea también: