Saltar al contenido principal

Ecosea Farming presenta jaulas sumergibles para zonas salmonicultoras expuestas

Chile: Las innovadoras estructuras con malla de aleación de cobre apuntan a incrementar en Chile los niveles de seguridad y el bienestar animal, reduciendo el uso de medicamentos para peces y los costos.

No sólo de regulaciones se hace la industria del salmón, sino que también de innovación. Una de las empresas proveedoras de la acuicultura que está siguiendo ese camino en Chile es Ecosea Farming, por medio de su tecnología de balsa jaula sumergible con malla de aleación de cobre, “la cual ya ha permitido a nuestros clientes mejorar sus niveles de seguridad, aumentar bienestar animal, reducir la utilización de medicamentos y costos operativos”, cuenta a Salmonexpert el CEO de la compañía, Nicolás Castillo. 

Adicionalmente, de acuerdo con el ejecutivo, “hoy junto al apoyo de Corfo e Invermar, estamos en proceso de desarrollo de tecnologías que permitirán facilitar las operaciones, por medio de la automatización, control y mecanización de operaciones rutinarias, como baños antiparasitarios, cosecha, extracción de mortalidad y lodos en centros ubicados en sectores marítimos complejos”. 

“Paralelamente, estamos elaborando sistemas de medición en tiempo real de líneas de fondeo, un pontón para condiciones expuestas de operación remota y mediciones de condiciones ambientales con sensores inalámbricos y transmisión de datos a larga distancia. Durante el próximo año, esperamos ya tener disponible parte de los desarrollos, los cuales aplicaremos tanto en Chile como a nivel mundial con el resto de nuestros clientes”, aseguró Castillo. 

Es que los planes de Ecosea Farming consideran incrementar su oferta en el mercado salmonicultor chileno, “especialmente para aquellos sectores expuestos u oceánicos, en los cuales las tecnologías tradicionales no son capaces de asegurar altos niveles de seguridad. Nuestra tecnología está diseñada, calculada y probada especialmente en zonas de condiciones marinas complejas”, indicó el CEO de la empresa.

Nicolás Castillo, CEO de Ecosea Farrming. Foto: Cedida.
Nicolás Castillo, CEO de Ecosea Farrming. Foto: Cedida.

“Hemos visto que la tendencia de la industria en Chile está orientada a reducir el número de balsas jaulas en cada centro productivo, lo cual requiere un aumento del volumen individual de cada una de ellas. El problema es que a medida que aumenta el tamaño de las balsas jaulas, el diseño tradicional de balsa jaula cuadrada superficial tiene limitaciones ante condiciones de mar adverso”, sostuvo el ejecutivo.

Debido al cambio climático, admitió Castillo, “es cada vez más frecuente la ocurrencia de marejadas, tormentas y tifones a nivel mundial, condiciones que la acuicultura ha evitado resguardándose en zonas de archipiélagos y fiordos. Claramente estas nuevas condiciones están presentando desafíos importantes que requieren la aplicación de nuevas tecnologías que entreguen seguridad y confiabilidad al proceso productivo”.

En este ámbito, “los eventos ocurridos últimamente en la salmonicultura chilena nos dan indicios de que no todas las estructuras de cultivo y redes pueden enfrentar exitosamente los desafíos. La causa principal radica en que las tecnologías utilizadas se encuentran diseñadas para condiciones diferentes a las que hoy se encuentran enfrentadas”, recalcó el CEO de Ecosea Farming.

¿Cómo se mejorará la seguridad en centros de salmón con la nueva regulación de Subpesca? Castillo responde que se perfeccionará “el estándar en la toma y análisis de la información ambiental (oceanográfica y meteorológica), lo que sin duda es de las variables más importantes para el diseño y correcto dimensionamiento del sistema balsa-jaula y fondeo. Por otra parte, se estandariza la metodología de análisis (métodos dinámicos y estáticos) y los factores de seguridad de cada componente según el nivel de energía del sitio de cultivo”.

Lea también: