Saltar al contenido principal
Imagen referencial de alimento para peces. Foto: Archivo Salmonexpert.
Imagen referencial de alimento para peces. Foto: Archivo Salmonexpert.

Estados Unidos: KnipBio logró patentar el uso de bacterias metilotróficas con el fin de producir proteínas unicelulares para los alimentos de los peces, con un perfil de aminoácidos similar a la harina de pescado. 

El desarrollador de proteínas de células individuales KnipBio ha anunciado que su patente titulada “Methylotrophs for Aquaculture and Animal Feed” ha sido aprobada para su concesión por la Oficina Europea de Patentes. La patente ofrece una protección de base amplia para los derechos de propiedad intelectual de la compañía en el uso de bacterias metilotróficas con el fin de producir proteínas unicelulares para los alimentos de los peces.  

El director ejecutivo de KnipBio, Larry Feinberg, señaló que “durante los últimos cinco años hemos estado desarrollando nuestra plataforma de productos PROTEINplus en torno a la tecnología cubierta por esta patente y nos complace que la oficina de patentes reconozca la singularidad e importancia de este trabajo”.

“La proteína unicelular hecha de metilotrofos ofrece una excelente opción para satisfacer las necesidades de proteínas de la industria de la acuicultura en las próximas décadas. El proceso de fabricación es altamente escalable y la proteína unicelular producida es rastreable, un beneficio cada vez más importante para la industria", indicó el ejecutivo.

Microbios valiosos

En un comunicado de prensa, KnipBio dijo que los metilotróficos, como Methylobacterium extorquens, son muy valiosos para la producción de ingredientes alimenticios y como fuente de proteínas. Más allá de su capacidad para crear proteínas unicelulares con un perfil de aminoácidos similar a la harina de pescado, los metilotrofos pueden expresar moléculas funcionales como el polihidroxibutirato prebiótico y los carotenoides que ofrecen beneficios importantes en las dietas de alimentación acuícola. Por ejemplo, la astaxantina es el carotenoide que le da al salmón su distintivo color. 

Los metilotrofos son un grupo diverso de microorganismos que pueden usar compuestos como el metanol o el metano como fuente de carbono para su crecimiento.

En junio, KnipBio anunció un avance en su investigación de fermentación que le permite a la compañía producir su producto proteico de célula única, KnipBio Meal, a partir de solubles de destilados condensados ​, un subproducto residual de la fermentación de etanol.

"Su uso reduce drásticamente nuestros costos de materia prima, lo que permite que KnipBio Meal tenga un precio competitivo con las proteínas tradicionales de alimentos acuícolas", afirmó la empresa en ese momento, destacando además que “es barato, hay mucho y, debido a que es un flujo de residuos, es inherentemente sostenible, prácticamente sin huella ambiental".

Lea también: