Saltar al contenido principal

Alimentación remota de salmones en Chile: ¿camino a la automatización?

Alimentación satelital. Foto: 3se.
Alimentación satelital. Foto: 3se.

Chile: Proveedores acuícolas afirman que es complejo que una persona, durante 6 a 8 horas del día, esté atenta a qué pasa en 20 a 30 videos de peces simultáneamente y entender qué sucede.

En el proceso de tecnologización de la salmonicultura chilena, hay varios proveedores trabajando con fuerza, según la última edición de revista Salmonexpert. Uno de ellos es 3se -que se dedica a monitorear la alimentación de salmones a través de su comportamiento-, donde su representante Fernando Sandoval cuenta que la firma está implementando un proyecto remoto en uno de los centros de cultivo de Blumar, desarrollando entre otras innovaciones, streaming para la transmisión satelital de la información. 

“Mi percepción es que esto mejora el nivel de control sobre el proceso de alimentación a salmones y permite crear equipos más especializados, capaces de tomar mejores decisiones, apoyados por las tecnologías, lo que es necesario dado que los sistemas pueden caerse y fallar, y alguien debe tomar el timón en ese momento para seguir realizando el trabajo, se requiere un backup en el centro”, expone Sandoval.

Para el ejecutivo, el gran desafío es el sistema de comunicación, la transmisión desde el centro de cultivo a Puerto Montt. Aquí se debe hacer una separación, asegura: si se está dentro de la región de Los Lagos, no existen problemas, pero si la ubicación es Aysén, se complica, sobre todo en cuanto al envío simultáneo de videos, donde la tecnología satelital es de un muy elevado costo económico. 

Con todo, el representante de 3se indica que es imposible que una persona, durante 6 a 8 horas del día, esté atenta a qué pasa en 20 a 30 videos de salmones simultáneamente y entender qué pasa, por eso su empresa objetiviza esa actividad de los peces para la mejor toma de decisiones de alimentación, con una mayor predictibilidad. 

De hecho, Sandoval sostiene que el paso siguiente es la automatización, que el software tome las decisiones de alimentación de salmones, “pero todavía falta camino relativo a mejorar calidad de los sensores, principalmente las cámaras”.

Daniel Vergara, gerente Comercial de CTR. Foto: CTR.
Daniel Vergara, gerente Comercial de CTR. Foto: CTR.

Asimismo, Daniel Vergara, gerente Comercial CTR, da a conocer que la compañía cuenta con un equipo de Analítica e Inteligencia Artificial, salas de control y visualización remota para variables críticas de la salmonicultura, desarrollos en Control de Agua y Seguridad Electrónica Perimetral con radares y visión Termal, entre otras soluciones para la industria acuícola. 

Vergara destaca que el crecimiento del uso de alimentación remota de peces es exponencial,  pero va de la mano de la capacidad del ancho de banda que los medios son capaces de transmitir, en ese sentido “pocos proveedores tienen dicha capacidad, no sólo de ancho de banda sino que también de los SLA de atención (Service Level Agreement) en su capacidad técnica, además a ello se suma la integración de tecnologías donde un solo integrador pueda abarcar todo lo que sucede en un pontón o piscicultura, en resumen es conocer los signos vitales de manera remota en toda índole”.

Así las cosas, el gerente Comercial de CTR admite que hay avances en tecnología para alimentación remota de peces, “pero todavía es un tema pendiente por parte de las salmonicultoras continuar preparando sus equipos de control y visualización remota, los próximos desafíos radican en lograr extender redes terrestres de alta capacidad principalmente para visualización, esto es, transporte de video. En este punto en especial el desarrollo de inteligencia artificial es lo más relevante”.

Pablo Campos, gerente Comercial de ScaleAQ Chile. Foto: ScaleAQ Chile.
Pablo Campos, gerente Comercial de ScaleAQ Chile. Foto: ScaleAQ Chile.

Pablo Campos, gerente Comercial de ScaleAQ Chile, recalca que la alimentación remota de peces tiene varios beneficios: el primero de ellos es que estas operaciones remotas son el primer paso de la transformación hacia una digitalización, donde se parte de que la base de infraestructura para la alimentación es digital. “Es inviable operar remotamente si los equipos asociados al proceso de alimentación no son digitales”.

Luego, la alimentación remota de salmónidos genera ventajas en la toma de decisiones de manera más rápida y estandarizada, lo que implica mayor control y consistencia en resultados de engorda de los distintos centros de una empresa. “También es importante indicar que permite que nuevas personas se interesen en ejercer estas funciones pues sin esta tecnología, no podrían desarrollar el cargo de alimentador sin deber estar presencialmente en los centros de cultivo”, dice Campos.

Sin embargo, el representante de ScaleAQ en Chile advierte que hoy, la gran barrera sigue estando en las comunicaciones. “Hay zonas en las que ya hay muy buena conexión, mientras que en otras las comunicaciones aún son un gran desafío. Al menos, lentamente se ha ido progresando y no estamos estancados, cada vez hay más lugares con buen acceso a internet”.

Carlos Parra, gerente general de Satelnet, da a conocer que la empresa presta servicios de telefonía, transmisión de datos y televisión satelital en lugares remotos donde las grandes empresas no llegan y en ese sentido, la alimentación de salmones a distancia ayuda a mejorar los costos, pero mucho más importante, impulsa a profesionales y expertos de la industria hacia racionalizar los recursos y contar con estadísticas para evaluar la conversión del alimento en kilos de producto procesado, lo que impacta positivamente cada parte del proceso.

Para leer el reportaje completo en la última edición de revista Salmonexpert, haga click aquí.

Lea también: