Skip to main content

Chile: La tecnología que busca apoyar la limpieza de fondos marinos

Geotubo con 1.400 metros cúbicos de capacidad para deshidratar sedimentos marinos. Foto: Novatech.
Geotubo con 1.400 metros cúbicos de capacidad para deshidratar sedimentos marinos. Foto: Novatech.

Chile: Novatech posee tecnología y experiencia para deshidratar grandes cantidades de sólidos llevados a superficie por la extracción de sedimentos con dragado desde el fondo de centros de salmón.

El proyecto de ley que busca la recuperación de los fondos marinos donde operan los centros de cultivo acuícolas, aumentó el interés de la industria salmonicultora chilena de adoptar una serie de nuevas tecnologías para solucionar el problema de los residuos orgánicos e inorgánicos.

En ese sentido, hay compañías que están interesadas en extraer los sedimentos desde el fondo de los centros de cultivo de salmón, lo cual debe efectuarse a través de dragado, y algunas de éstas contactaron a Novatech para que aporte su tecnología en la tarea de deshidratación de las enormes cantidades de sólidos mezclados con agua que se traerán a la superficie.

El director ejecutivo de Novatech, Gerardo Martí, cuenta a Salmonexpert que  “nos encontramos colaborando con esas firmas. Somos distribuidores y fabricantes de una tecnología de geotubos de la empresa estadounidense TenCate, que creó estas grandes bolsas hechas de material geotextil, con capacidades de cientos o miles de metros cúbicos, para deshidratar de forma muy rápida amplios volúmenes de aguas que están contaminadas con sólidos, que en el caso de la salmonicultura se dragarían”.

Esta tecnología, de acuerdo con el directivo, se adapta fácilmente a los requerimientos de cada industria, “y obviamente, para el caso de los sedimentos del salmón, no será posible usar geotubos de gran dimensión al ser realizado en la superficie del mar, pero sí sobre barcazas de tamaño limitado. Probablemente, deberemos utilizar los que posean como máximo 200 metros cúbicos de capacidad”.

Y cuando se lleve a cabo el dragado, señala Martí, el material saldrá pulverizado mezclado con agua, y para volver a aglomerarlo, “tenemos la tecnología necesaria para que los geotubos retengan los sólidos en la superficie y dejen pasar el agua, para la posterior disposición final del sólido deshidratado en zonas autorizadas, o para su compostaje y eventual uso alternativo”. Novatech también trabaja con esta tecnología a nivel de salmonicultura chilena, en plantas de proceso y en pisciculturas.

Gerardo Martí, director ejecutivo de Novatech. Foto: Novatech.
Gerardo Martí, director ejecutivo de Novatech. Foto: Novatech.

Pero este no es el único desarrollo de Novatech con el sector salmonicultor nacional, pues tras dos años de investigación conjunta concretó un Spin Off con Fraunhofer Chile Research llamado Envirotek, que se dedica a la captación y gestión de los sedimentos que se generan en las balsas jaula de salmón (fecas + alimento no ingerido), tanto en mar como en lagos. Actualmente, se encuentra en la fase introductoria de la tecnología. 

Acuicultura oceánica 

En tanto, Novatech, que en extracción de mortalidad opera a través de su filial Novatech Servicios Acuícolas, es también parte del consorcio de acuicultura oceánica en Chile liderado por EcoSea Farming SpA, para implementar en la última etapa del proyecto sistemas de captación de sólidos y de extracción de mortalidad. 

“Tenemos muy desarrollada el área de extracción de mortalidad, trabajando desde los años 90 con nuestros socios noruegos LiftUp, que inventaron este sistema. El hecho de que la jaula se ubique en altamar involucra un problema de olas de hasta 6 y 8 metros, pero de ahí surge la alternativa de que la operación sea sumergible, quedando en un ambiente solamente sujeto a corrientes, que son inferiores a las de otras zonas del océano”, indica el director ejecutivo de Novatech. 

El ejecutivo admite que “el desafío estará en activar los sistemas de extracción de mortalidad desde la superficie, mientras la jaula está sumergida, donde se deberá pasar por el medio de mayor movimiento para trasladar los peces que se saquen desde el fondo de la operación hasta el pontón”. 

En cuanto a la remoción de las fecas, Martí apunta que “es un tema que hoy tenemos resuelto para lagos y donde estamos avanzando para la operación en mar, lo que incluye recolección, extracción y deshidratación de sedimentos, para no trasladar grandes cantidades de agua a disposición final”.

Lea también: