Saltar al contenido principal

Directemar toma medidas para solucionar déficit de dotaciones en naves acuícolas

Naves de servicio a la acuicultura. Foto: Arasemar.
Naves de servicio a la acuicultura. Foto: Arasemar.

Chile: La Autoridad Marítima permitió el paso temporal de Piloto Costero a Capitán Costero, de Capitán Costero a Capitán Costero Superior, y de Motorista Segundo a Motorista Primero.

Desde hace un tiempo, está sesionando una inédita mesa de trabajo público-privada, que tiene un gran objetivo: solucionar el déficit de dotaciones en naves de industria como la acuícola. De hecho, incluso el Gobierno asumió el compromiso de resolver este problema, al igual que Directemar, con lo que la Autoridad Marítima firmó recientemente resoluciones que inician este camino. 

En esta mesa técnica de trabajo, Directemar afirmó que se identificó el déficit de oficiales en el área de cubierta, de los títulos de Piloto Costero, Capitán Costero y Capitán Costero Superior, y en el área de máquinas, Motorista Segundo y Motorista Primero. Por tanto, permitió hasta el 1 de enero de 2023, el embarco en cabotaje a oficiales de cubierta y de máquinas, para que los barcos que están sin poder trabajar a causa de este escenario puedan operar y agilizar los relevos.  

Considerando los oficiales de cubierta, el cambio implica el paso de Piloto Costero como Capitán Costero y Capitán Costero como Capitán Costero Superior, y en cuanto a los oficiales de máquinas, Motorista Segundo como Motorista Primero. Entre otras cosas, todos ellos deben acreditar como mínimo un año de embarco en posesión del título y el curso de gestión respectivo. 

“Las resoluciones transitarias no se pueden prestar para que los armadores y compañías navieras hagan mal uso de ellas, la idea es que cualquier situación anómala se denuncie, porque el fin no es abaratar costos, sino que suplir el déficit de personal en marina mercante. Es por eso que las firmas deben elevar solicitud para estos relevos de oficiales de cubierta y máquinas, justificándola de una forma correcta”, indica a Salmonexpert Alejandro Tenorio, director de la Alianza Marítima de Chile. 

Accidentes marítimos

La Cámara de Diputados aprobó y envió recientemente a segundo trámite al Senado el proyecto -llamado “Ley Supersol- sobre responsabilidades en accidentes marítimos que impliquen pérdidas de vidas y materiales, cuyo fin es garantizar que existan medidas preventivas. En dicho sentido, se establece que las embarcaciones de mayor tamaño no pueden quedar sin manejo humano en su gobierno y conducción.

Por su parte, Arturo Bravo, presidente de la Federación Nacional de Sindicatos de Oficiales de Naves Mercantes y Especiales de Chile, advierte que “al entregar estas oportunidades a estos profesionales que no tienen las competencias que exige el reglamento de formación, titulación y guardia de la gente de mar ni la experiencia que se adquiere con los años de desempeño de la profesión, se pone en riesgo la seguridad de la vida en el mar”. 

A juicio de Bravo, “todo esto tiene como finalidad intervenir laboralmente en favor de armadores; a pesar que Directemar no tiene facultades laborales y no debe intervenir, lo hace de esta forma ya que esta determinación traerá como consecuencia una rebaja de sueldos, que es lo que buscan los armadores en el actual Gobierno realizando reuniones sólo con las organizaciones que los apoyan y no con aquellas que realmente representan al personal embarcado o gente de mar”.

También, la Autoridad Marítima accedió a disminuir el tiempo de embarco en práctica, para optar a los títulos nacionales de Piloto Costero y Motorista Segundo, de seis a tres meses, hasta el 12 de agosto de 2023, otra medida para intentar solucionar el déficit de dotaciones en naves.

Lea también: