Saltar al contenido principal
Una de las compañías que integran este grupo colaborativo es Río Blue. Foto: Red Blue.
Una de las compañías que integran este grupo colaborativo es Río Blue. Foto: Red Blue.

Chile: Pequeños proveedores chilenos de la salmonicultura se agruparon a través de la marca Red Blue, para incrementar la competencia frente a las empresas de mayor tamaño.

Un grupo de empresas, que opera hace más de 10 años proveyendo a la industria chilena del salmón, está trabajando en aumentar la competencia en el sector. ¿Y cuál es la fórmula para esto último? La asociatividad, a través de la marca Red Blue, que identifica a estas compañías colaborativas. 

Al respecto, el director ejecutivo de Red Blue, César Valenzuela, cuenta a Salmonexpert que el grupo de empresas nació al alero de la fábrica de productos plásticos Chileplast, “debido a la necesidad de participar en mercados como el acuícola que se encontraban dominados por grandes firmas, algunas de ellas de capitales extranjeros”. 

“A pesar de eso, detectamos que se realizaba poca innovación y desarrollo, situación que motivó nuestra asociatividad, ya que vimos una oportunidad para competir destacándonos justamente por la innovación y el desarrollo. Hoy presentamos a Red Blue, la marca que une e identifica a nuestro grupo de compañías colaborativas”, señala Valenzuela.

Las empresas del grupo son: Polinox, especialista en sistemas de extracción de mortalidad; Chileplast, fábrica de productos plásticos; Tri-Chile, especialista en robótica submarina; Maestranza San Aurelio, maestranza y metalmecánica; Polymetal, fábrica de equipos de alimentación de peces y equipos de apoyo para la acuicultura; Río Blue, la primera compañía especialista en bodegaje in door y out door para la salmonicultura.

 ¿Cómo está conformada la estructura de Red Blue? “Cada empresa del grupo opera de forma independiente, tanto en producción como en el área de comercialización. Cada compañía participa de una Gerencia de Innovación y Desarrollo común, la cual relaciona los diferentes proyectos, la investigación, el desarrollo y la innovación en las diferentes áreas de competencia existentes”, explica el director ejecutivo de la marca de proveedores de la salmonicultura nacional. 

En tanto, Valenzuela afirma que su ecosistema de empresas posee varias premisas fundacionales, siendo una de ellas el acompañamiento territorial. “Estamos conformando una red con puntos de atención integral en Punta Arenas, Puerto Natales, Puerto Cisnes, Puerto Aysén, Melinka, Chiloé y Puerto Varas. Estos contarán con bodegas in door, espacio out door, manipuladores telescópicos, grúas horquillas, camiones grúas, además de tener productos de variada índole tanto para ventas como para arriendos”. 

“El concepto es generar el mayor grado de valor para así convertirnos en socios estratégicos de nuestros clientes salmonicultores en las diferentes localidades y territorios, contribuyendo en sus proyectos con trabajos de calidad, además de ser un aporte a las comunidades donde operamos”, subraya el director ejecutivo de la marca común Red Blue.

¿Es difícil para los proveedores acuícolas más pequeños competir con los más grandes? Valenzuela admite en ese sentido que la problemática es multifactorial, donde los puntos más importantes son: “la accesibilidad a los proyectos, falta de economías de escala en las diferentes áreas de desarrollo, las brechas en el campo del conocimiento técnico, el acceso a capital de trabajo y carencia de apoyo en I+D+i”.

Lea también: