Skip to main content

Armasur: Solvtrans Chile ha usado instrumentalmente las instituciones

Álvaro Jana, asesor legal de Armasur. Foto: Armasur.
Álvaro Jana, asesor legal de Armasur. Foto: Armasur.

Chile: El asesor legal del gremio, Álvaro Jana, cuenta a Salmonexpert por qué considera correcto que Directemar invalidara las matrículas de los wellboats Ronia Austral y Ronia Pacific.

Por medio de una reciente resolución, Directemar decidió invalidar la inscripción efectuada el 16 de noviembre de 2018 de las matrículas de las naves Ronia Austral y Ronia Pacific de Solvtrans Chile, ello, según la entidad, “por no haberse ajustado a derecho al existir a esa data una sanción de cancelación de ambos barcos, en virtud de lo expresado en la Ley de Navegación y en conformidad a lo dispuesto por la Contraloría General de la República en sus dictámenes del 27 de abril de 2017 y del 11 de octubre de 2018”.

En entrevista con Salmonexpert, el asesor legal de Armasur, Álvaro Jana, afirma que “todo indica que quien ha usado instrumentalmente a las instituciones, con distintas acciones, es Solvtrans. Porque incumplió sistemáticamente las obligaciones ligadas a sus matrículas, transportando por años cargas de terceros sin la nacionalidad chilena, no pudiendo alegar entonces que desconocía la regulación. Simplemente es un actor que compitió con una ventaja artificial en el mercado de wellboats, violando la ley, lo que es inaceptable en cualquier país”. 

¿Está de acuerdo con que Directemar aplicó mal la Ley de Navegación, en este caso, como se desprende de su resolución?

Claramente se aplicó mal la normativa, porque vacío legal no hay y es difícil que existiera en materia de derecho público, que es de interpretación estricta. Así que la autoridad, en este caso Directemar, es llamada a aplicar dicho marco administrativo.

Directemar hace un mea culpa bien importante, reconociendo que como autoridad llamada a aplicar la Ley de Navegación, la interpretó más allá de lo que correspondía y además hizo caso omiso de una orden de la Contraloría de cancelar las matrículas de los wellboats de Solvtrans Chile, cuyos dictámenes son vinculantes, obligatorios para todos los órganos de la administración del Estado.

En los argumentos de la resolución de Directemar -que recibió la opinión de todos los involucrados, a través de informes en derecho, cargos, descargos y/o evidencias-, se expone la mala fe de Solvtrans Chile, que debía saber que vulneraba flagrante y permanentemente una prohibición de transportar cargas de terceros mientras no tuviera la nacionalidad chilena, lo que es incuestionable.

Se habla de que Directemar interpretó la orden de Contraloría como una sanción temporal contra Solvtrans Chile.

Bajo ningún aspecto se puede interpretar la Ley de Navegación en el sentido de que haya alguna limitación temporal de la sanción impuesta, que en este caso es la cancelación de las matrículas, lo que erradamente efectuó Directemar al aceptar la rematriculación solicitada por Solvtrans Chile y que ahora fue invalidada correctamente.

Trabajadores de Solvtrans Chile aseguraron que por presiones externas, Directemar abrió el proceso de invalidación de las matrículas de los wellboats Ronia Austral y Ronia Pacific. ¿Qué opina al respecto?

Argumentar públicamente, manifestarse como gremio, solicitar audiencias con la Directemar y entregar por escrito la visión del problema, no es una presión, sino que el ejercicio legítimo de un derecho. Cada uno tiene que seguir su posición coherentemente y en el caso de Armasur, es su deber esencial defender la aplicación correcta de la ley en la actividad económica que está dentro de su cobertura económica como asociación.  

¿Qué le parece la medida prejudicial presentada por Solvtrans Chile ante el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia, por eventual colusión de Armasur para sacar a la empresa del mercado?

Cuando uno lee objetivamente esa medida prejudicial, el argumento central de Solvtrans Chile para hacer amenazas de acciones respecto a Armasur, sus socios y representantes, es bastante básico: dice que se le están realizando imputaciones sin fundamento plausible, lo cual se cae en vista de los hechos que muestra la resolución de Directemar.  

¿Solvtrans Chile puede presentar algún recurso contra la resolución de Directemar?

Directemar hace presente a Solvtrans Chile que dispone de un recurso que está contemplado en la ley de procedimientos administrativos, que es un juicio sumario civil, donde puede cuestionar la resolución de la autoridad y sus fundamentos. Además tiene otras vías que seguramente estarán estudiando, aunque las infracciones que cometieron son hechos incuestionables.

Una compañía que está en una posición similar a la de Solvtrans Chile es Gripship, luego de que Directemar iniciara una investigación sumaria administrativa en su contra a petición de Patagonia Wellboats. ¿Sabe en qué va ese proceso?

Gripship incurrió en la misma falta que Solvtrans, que es el transporte de carga de terceros pese a su restricción de operación por no contar con la nacionalidad chilena. Sabemos que el proceso está ad portas de terminar y esperamos que Directemar, en base a los hechos, cancele la matrícula de la Motonave Grip Superior de la empresa por infringir la Ley de Navegación.

Lea también: