Saltar al contenido principal
La pandemia ha traído también oportunidades a los emprendedores, como Kura Biotech, asociado a Endeavor, quienes desarrollaron un método rápido para detectar Covid-19. Foto: Endeavor.
La pandemia ha traído también oportunidades a los emprendedores, como Kura Biotech, asociado a Endeavor, quienes desarrollaron un método rápido para detectar Covid-19. Foto: Endeavor.

Chile: Incubadoras y aceleradoras de negocios se han convertido en ejes fundamentales para fomentar el crecimiento de nuevas empresas que apoyan el quehacer salmonicultor.

El trabajo realizado por incubadoras y aceleradoras de negocios que impulsan las nuevas ideas para el área salmonicultora, se ha vuelto fundamental en tiempos que plantean múltiples desafíos. En el caso chileno, la mayoría de estas organizaciones funcionan con apoyo público, en particular de Corfo.

Precisamente en las regiones en que se emplaza la actividad acuícola, varias son las instituciones de este tipo que apoyan nuevos emprendimientos y empresas en etapas iniciales con amplio potencial, como Austral Incuba, Endeavor, IncubatecUFRO y Sinergiame.

El trabajo de estas entidades, que puede revisar en profundidad en la más reciente edición de revista Salmonexpert, ha sido sostenido en el tiempo, impulsando a múltiples compañías a través de distintas actividades como asesorías, giras tecnológicas, mentorías, entre otras.

Vinculación y apoyo

Una de ellas es la incubadora de la Universidad de la Frontera (UFRO), IncubatecUFRO, presente en la región de Los Lagos desde el 2015. El representante Macro Zona Sur de la incubadora, Mario Núñez, explica que el rol de estas organizaciones “es muy importante, ya que apoyan en etapas tempranas a emprendimientos en diferentes niveles de desarrollo -idea, prototipo, validación comercial- para que estas empresas al final del proceso de incubación sean viables y autónomas”.

Grupo de emprendedores asociados a IncubatecUFRO en AquaNor 2017. Foto: IncubatecUFRO.
Grupo de emprendedores asociados a IncubatecUFRO en AquaNor 2017. Foto: IncubatecUFRO.

Austral Incuba, en tanto, es la incubadora de negocios de la Universidad Austral de Chile (UACh) que extendió sus operaciones a la región de Aysén desde mediados del año 2020, a través del trabajo que realizan junto al Programa Territorial Integrado (PTI) Fiordos y Canales de Corfo, que apoya a emprendedores y empresas proveedoras de productos y servicios a la salmonicultura.

Por su parte, desde la aceleradora de negocios de la región de Los Lagos, Sinergiame, quienes llevan adelante el programa de innovación abierta “Inmersión Acuícola”, que busca conectar startups o emprendimientos innovadores del país con salmonicultoras locales, expresan: “hoy día la transformación digital es una realidad que todo sector productivo debe considerar dentro de sus proyecciones y acciones. Por lo mismo, resulta fundamental que las aceleradoras tomen un rol protagónico en este contexto”.

Desde Endeavor Patagonia en tanto, organización que apoya emprendimientos de alto impacto, su gerente, Anette Krohn, expone que “este año estamos trabajando en un programa para empujar el concepto “agtech” en Chile, en cuanto a cómo mejorar eficiencia y sustentabilidad mediante la incorporación de innovación, y uno de los verticales que considera el programa es justamente la acuicultura”.

La pandemia ha potenciado la comunicación virtual entre las redes de emprendedores. Foto: Endeavor.
La pandemia ha potenciado la comunicación virtual entre las redes de emprendedores. Foto: Endeavor.

Impacto covid-19

Con la llegada de la pandemia al país, el funcionamiento de estas organizaciones tuvo que adaptarse en pos de la nueva realidad que enfrenta el país y el mundo, lo que ha presentado nuevos desafíos y también oportunidades.  

Mario Núñez, de IncubatecUFRO, señala que, por una parte, con esta situación: “se abrieron nuevas oportunidades para conectar a nuestras empresas en jornadas de formación por medio de una multiplicidad de webinar que hemos diseñado y así ayudarlos al rediseño de sus negocios y lograr la transformación digital que ha derivado como consecuencia de la pandemia”.

Por su parte, la gerente de Endeavor Patagonia, Anette Krohn, indica que “aunque la pandemia ha sido un escenario difícil para muchos, hay quienes lograron darle un giro a sus negocios y encontrar soluciones innovadoras a las necesidades que fueron surgiendo, demostrando que los emprendedores son claves en situaciones de crisis”. 

En tanto, el presidente de la Asociación Sinergiame, Julio Brintrup, detalla que los cambios derivados a partir de la pandemia les generaron el desafío “de transformar todo el proceso de innovación abierta (Inmersión Acuícola) a un formato remoto o virtual, lo cual trajo consigo la ventaja de que emprendedores pudieran participar desde otras regiones e inclusive otros países, permitiendo de esta manera una mayor diversidad en las iniciativas que deseaban conectarse con empresas de la industria del salmón”.

Lea también: